En recuerdo de Buñuel, Festival de Cine de Calanda dedica jornada a México

domingo, 11 de agosto de 2013
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Durante la IX edición del Festival de Cine de Calanda 22 x Don Luis, realizada en esa ciudad española, se llevó a cabo el llamado “Día de México”, en reconocimiento a la cinematografía mexicana y al hecho de que fue el país que acogió al cineasta español Luis Buñuel, lo cual le permitió crear buena parte de su obra fílmica. En ese marco, la película El fantástico mundo de Juan Orol, del realizador Sebastián del Amo, protagonizada por Roberto Sosa, recibió los premios a Mejor Director y Mejor Actor. Asimismo, el premio del público al Mejor Largometraje fue para la cinta La venta del paraíso, de Emilio Ruiz Barrachina, en la cual actúa la mexicana Ana Claudia Talancón. El Festival está dedicado a Buñuel y nació hace nueve años con el nombre de “22 X Don Luis”, en el marco del 22 aniversario luctuoso del cineasta surrealista. Su propósito es difundir películas que suponen le hubiera gustado ver al realizador. En este sentido, Javier Espada, director del Centro Buñuel de Calanda, sede del festival, dijo a los medios que se eligió la película de Del Amo, pues Buñuel consideró a Juan Orol como el más surrealista de los cineastas “porque hacía películas de charros contra gangsters, había alguna balacera y no se rompían los cristales. Hacía películas especiales, un surrealismo involuntario”. En el marco de la jornada de México, el Centro Buñuel de Calanda -ciudad donde nació Buñuel- se proyectó el documental Leonora Carrington. El juego surrealista, del español Javier Martín Domínguez. Asimismo, dentro de la Sección Oficial del festival, se presentó el cortometraje Música para después de dormir, del joven mexicano Nicolás Rojas. Se anunció además que recibirán un homenaje Pere Portabella, productor de la película Viridiana, hecha por Buñuel en México y protagonizada por Silvia Pinal, y la periodista especializada en cine Conchita Casanovas. El alcalde de Calanda, José Ramón Ibáñez Blasco, destacó ante la prensa que México acogió a muchos españoles, durante “la larga noche de la dictadura” y dio libertad a Buñuel para llegar a ser el cineasta que fue, lo cual -se ha dicho- no logró ni en su estancia en Nueva York ni en Hollywood.

Comentarios