Debaten sobre nuevas tecnologías en el área del patrimonio cultural

lunes, 8 de diciembre de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Especialistas debatieron sobre el uso de las nuevas tecnologías en la investigación de los patrimonios paleontológico, arqueológico y lingüístico en el primer congreso internacional “El patrimonio cultural y las nuevas tecnologías”, organizado por el Instituto a Nacional de Antropología e Historia (INAH). Del 3 al 6 del mes en curso, en el Museo Nacional de Antropología se planteó la aplicación de herramientas tecnológicas en campos tan diversos como la antropología física al servicio de hallazgos arqueológicos y para preservar contenidos sonoros, audiovisuales y literarios, entre otros. Sobre la preservación digital, Jo Ana Morfín, conservadora de arte en medios variables, se refirió a dos encuentros que el instituto realizó este año: el Simposio Internacional de Preservación Audiovisual y Digital (SIPAD) y el Curso de Preservación de Colecciones de Sonido e Imagen. Estos eventos, señaló la académica de la Escuela Nacional de Conservación, Restauración y Museografía, respondieron a una urgencia: de acuerdo con expertos, en 2023 la información será inaccesible e ilegible en el mundo análogo. Además, esta circunstancia también alcanza lo digital a una velocidad vertiginosa. Luego, en su ponencia El uso de diversas tecnologías en la exploración del túnel bajo el Templo de la Serpiente Emplumada, Teotihuacan, el arqueólogo Sergio Gómez Chávez destacó al georradar entre las herramientas utilizadas antes de iniciar la exploración del pasaje subterráneo, el que permitió determinar su longitud aproximada: 102 metros con 42 centímetros. La especialista detalló que también se analizan más de 70 mil objetos hallados con técnicas de punta en la exploración: espectrometría infrarroja, fechamientos por carbono 14, entre otras. Adelantó que trabajan en la recreación virtual en 3D y realidad aumentada, a partir de imágenes captadas por la gigafotografía, que obtiene imágenes en 360 grados con una resolución de más de 100 mil píxeles, una técnica utilizada por primera vez en México. Felisa J, Aguilar, paleontóloga del Centro INAH Coahuila, habló de las nuevas tecnologías en esa disciplina: “Las nuevas tecnologías de paleontología son herramientas que podemos utilizar; a través de análisis químicos, geoquímicos o físicos, sabremos más sobre qué sucedió con estos organismos”. También exploró en los nuevos estudios aplicados a la paleontología, asociados con la biomecánica (estudio de la aplicación de las leyes de la mecánica a los organismos de seres vivos), lo que ha cambiado la forma de exhibir estos especímenes en los museos. “Se tienen adelantos gracias a la modelación en 2 y 3D, que suple las calcas hechas con látex; por ejemplo, para saber más sobre las huellas de grandes organismos, aunado al registro que hacemos con fotogrametría digital y el escáner 3D, se podrá hacer un análisis de profundidad, talla y posible peso de los organismos.” El arqueólogo Jaime Cedeño Nicolás presentó Sistema de información para el manejo de zonas arqueológicas (SIMZA). El uso de nuevas tecnologías en la dirección de operación de sitios. Este consiste, dijo, en implementar un sistema para organizar en bases de datos la información de varios sitios, que a su vez alimentan una base de datos geográficos que permitirá producir cartografía e identificar elementos inherentes a la operación de este tipo de sitios. “La base realiza análisis estadísticos y reportes de referencias cruzadas con el fin de saber las características de cada una de las 187 zonas arqueológicas abiertas al público.” El Sistema Único de Registro Público de Monumentos y Zonas Arqueológicos e Históricos, una herramienta para la protección del patrimonio cultural tangible fue la ponencia de la arqueóloga Ileana Edith Echauri Pérez. Este sistema detalló que tuvo como derrotero la innovación en control de acervos para saber la cantidad de piezas y objetos arqueológicos, históricos y paleontológicos que hay en el INAH y en otras instancias que resguardan patrimonio. “Con esta base sistematizamos la información y la estandarizamos para saber el número aproximado de piezas registradas en el país (400 mil objetos hasta el momento).” La geógrafa Verónica Susana Lerma Hernández expuso sobre la Infraestructura de datos espaciales del INAH: estrategia tecnológica en apoyo a la protección del patrimonio cultural. El proyecto, desarrollado en la Coordinación Nacional de Desarrollo Institucional del INAH, busca articular los distintos proyectos en torno a la producción, manejo, publicación de información geográfica sobre el patrimonio cultural. El sistema de información geográfica, parte medular de estos trabajos, contiene mapas interactivos y acervos cartográficos de las distintas instancias del INAH. Marco Antonio Chávez Aguayo, gestor cultural, aludió a los siete años que Ópera Joven, asociación sin fines de lucro, ha promovido el patrimonio cultural jalisciense en la plataforma virtual tridimensional de Second Life, para llegar de modo interactivo y en tiempo real a los cibernautas, creadores de los contenidos. Ópera Joven utiliza la plataforma Second Life para exponer el patrimonio cultural de Jalisco mediante la replicación y representación de elementos significativos del estado: la Glorieta Minerva, Los Arcos, la Catedral de Guadalajara, el paisaje agavero y el lago de Chapala, o aspectos como el traje de charro o el Día de Muertos. En cuanto a la documentación lingüística, Ximena Gutiérrez, Elena Carolina Vilchis y Rocío Carbón dialogaron en torno de la recopilación de un corpus paralelo electrónico para una lengua minoritaria, el caso del náhuatl-español. Las integrantes del Grupo de Ingeniería Lingüística de la UNAM señalaron que en México, pese a su diversidad lingüística conformada por 68 familias, lo que se traduce en más de 300 variantes, “casi no hay tecnología del lenguaje desarrollada para estas lenguas, como traductores o búsquedas en Google”. Actualmente, este corpus se utiliza para diseñar métodos de construcción automática de diccionarios bilingües, y su potencial es que podrá ser utilizado para el desarrollo de otras tecnologías del lenguaje y estudios lingüísticos, sea para aprender una segunda lengua o traducción automática de textos, finalizó Ximena Gutiérrez. En la inauguración, César Moheno, secretario técnico del instituto, aseguró que la política digital del INAH tiene como objetivo generar nuevas formas de vincular el patrimonio con los ciudadanos del siglo XXI. “En México 46 millones de personas utilizan Internet, por lo que el INAH busca consolidar el uso de las nuevas tecnologías y las humanidades digitales para hacer más contemporánea la visión sobre el patrimonio cultural”, expresó. Luego subrayó que el INAH se coloca a la vanguardia en la investigación, conservación y difusión de bienes paleontológicos, arqueológicos e históricos de México, ejemplo de ello, es el empleo de la nanotecnología para restaurar y conservar bienes culturales, así como del Lidar (Laser Imaging Detection and Ranging) para localizar y detectar vestigios arqueológicos; del barrido láser para la conservación del patrimonio monumental o la realidad aumentada en las investigaciones arqueológicas y la producción de vitrinas anóxicas en las exposiciones. También detalló que este año se ha reforzado la infraestructura del INAH para el intercambio de conocimientos a través de la conexión con la Red Nacional conocida como red-NIBA, además dio a conocer que la Mediateca del INAH estará lista en el primer semestre de 2015 y será el portal de Internet en el que el público podrá acceder a acervos que resguarda la institución: libros, fotografías, archivos sonoros, mapas y una enorme diversidad de objetos que estarán disponibles para uso y disfrute de los usuarios de la red en todo el mundo.

Comentarios