Resuenan ideas de Octavio Paz en el Colegio Nacional

jueves, 27 de marzo de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Con la participación de estudiosos como David Brading, Hugh Thomas y Miguel León-Portilla inició este día en El Colegio Nacional el encuentro Octavio Paz y el mundo del siglo XXI, en el que se debaten las ideas del poeta --único Nobel de Literatura de México--, en el marco de los festejos por el centenario de su natalicio, que se cumplirá este lunes 31. Al inaugurar el encuentro, momentos antes de la primera mesa de discusión, el presidente del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Rafael Tovar y de Teresa, destacó que la mejor manera de recordar al autor de El laberinto de la soledad es a través del pensamiento, el diálogo, el debate y la polémica. Según el titular del Conaculta, el centenario es una conmemoración para recordar a Paz y asumir su herencia, no desde “una veneración acrítica”, sino con la circulación de las ideas e ideologías: “Este encuentro, Octavio Paz y el mundo del siglo XXI, atenderá cinco temas centrales en el pensamiento del propio escritor: la historia de México, el concepto de Revolución, los fanatismos de la identidad, la democracia y la relación de los intelectuales con el poder. A partir de hoy y hasta el día de mañana seremos testigos de otro encuentro ejemplar de las más destacadas voces de nuestro tiempo”, apuntó. Moderada por Adolfo Castañón y con el título “Octavio Paz en la historia de México”, se realizó por la mañana la primera mesa de reflexión, en la que Brading, especialista en temas del Virreinato; Enrique Krauze, en el México moderno; Thomas, en la Conquista, y León-Portilla, en el mundo prehispánico, dialogaron sobre la historia, uno de los temas que, se dijo, apasionaban a Paz. Ahí resaltó León-Portilla: “Octavio Paz participaba en esta idea: no podemos entender a México si suprimimos su etapa prehispánica. Hay otros países de América que prescinden de esa etapa porque no les parece significativa, pero en México yo creo que es eminentemente significativa, y no por cuestiones de raza sino de cultura; mucho de nuestra cultura como mexicanos contemporáneos tiene sus raíces en el pasado indígena, y eso lo percibió muy bien Octavio Paz.” En su turno, Brading destacó el interés de Paz por los temas novohispanos y sus reflexiones sobre la obra de Sor Juana Inés de la Cruz. Krauze se centró a su vez en la visión que el poeta tuvo sobre personajes de la historia del siglo XX mexicano, como Emiliano Zapata y Francisco I. Madero. Al mediodía inició la segunda mesa que llevó el título “Revuelta, rebelión, revolución”, en alusión al conocido ensayo “Revuelta, revolución, rebelión” publicado por Paz en Corriente alterna (Siglo XXI, 1967), en el cual reflexionó acerca de estos tres conceptos. En ella participaron Héctor Aguilar Camín, Ian Buruma, Norman Manea y Jean Meyer. De origen francés, el historiador mexicano Jean Meyer evocó una conversación pública entre Paz y el periodista Julio Scherer, fundador de la revista Proceso, en la cual el poeta y ensayista abundó “en las profundas diferencias entre su padre y su abuelo”: Meyer describió cómo Paz, cuyo padre Octavio Paz Solórzano abrazó la causa zapatista después de transitar por varias corrientes revolucionarias, llegó a París luego de la Segunda Guerra Mundial con su carga zapatista y revolucionaria: Ahí “dejó a su padre para abrazar el liberalismo de su abuelo, Ireneo Paz, un duelista consumado, quien incluso llegó a matar, en duelo, como era común en las costumbres aristócratas de entonces”. Por la tarde se realizaría una tercera mesa, “Fanatismos de la identidad”, con la intervención de Juan Goytisolo, Juliana González, Jesús Silva-Herzog Márquez y Tzvetan Todorov. El encuentro continuará este viernes 28 con las disertaciones de Jorge G. Castañeda, Jorge Edwards, Celso Lafer y Julio María Sanguinetti, en la cuarta mesa, titulada “La democracia en el orbe iberoamericano”, que comenzará a las 10:00 horas. Finalmente, en la mesa “La letra y el cetro: los intelectuales y el poder”, a iniciarse al mediodía, se hablará sobre la idea de Paz acerca de la relación con “el príncipe”. Participarán Christopher Domínguez, Michael Ignatieff, Mark Lilla y José Woldenberg. Las mesas se llevan a cabo en el Aula Mayor de El Colegio Nacional, ubicado en Donceles 104, Centro Histórico. La entrada es libre. Los diálogos también pueden observarse vivo por Canal 22 y por el canal del propio Colegio.

Comentarios