Jac Leirner en el Museo Tamayo

martes, 1 de julio de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).-El Museo Rufino Tamayo Arte Contemporáneo presenta una muestra antológica de la artista brasileña Jac Leirner, nacida en Sao Paulo en 1961, que tiene como título Funciones de una variable. Esta exposición muestra una selección amplia y representativa del trabajo de la artista a lo largo de 30 años de producción. Leirner estuvo presente en la inauguración donde horas antes se presentó el libro Jac Leirner en conversación con Adele Nelson. Esta es la primera ocasión que se exhibe su trabajo en nuestro país. La curaduría estuvo a cargo de Julieta González, quien habla de los temas recurrentes de la artista: la seriación, la repetición, la circulación y el  consumo sin menoscabo de su influencia en el arte constructivo y minimalista. La artista crea, organizando y clasificando diferentes materiales de la vida cotidiana, para ir conformando circuitos donde se crean nuevos significados. Las piezas han sido montadas en ocho salas del Museo de manera un tanto cronológica, donde el espectador va recorriendo las diferentes experiencias visuales que la artista ha ido conformando con los años. Partiendo de objetos como una cajetillas de cigarros, etiquetas y bolsas, la artista los transforma en material para crear esculturas o instalaciones que, de manera cuidadosa y estética, ofrecen piezas de gran calidad poética y de reflexión sutil y poderosa; esto se ve claramente en la segunda sala que abre la muestra, donde la artista parte del hábito de fumar para realizar piezas como Pulmón  1987 , donde utilizó envolturas de celofán de paquetes de cigarros presentados en un caja de acrílico, o la escultura realizada con el papel metalizado que ha sido cosido. En la cuarta sala se exhibe una pieza que realizó la artista durante una residencia en el Museo de Arte Moderno de Oxford en 1991, donde recolecta correspondencia de los escritorios de las oficinas, invitaciones y cartas, entre otros objetos. También la obra Para y De (1991), la pieza Gusto en conocerte (1997) en las que la artista exhibe de forma lineal las tarjetas de presentación de curadores, galeristas y críticos con los que se había topado en sus viajes internacionales. Además, en la sala se encuentra 7, Nombres (1989), donde la artista reunió cientos de bolsas de papel y plástico de colores y marcas distintas, construyendo un panel de gran escala, que habla del consumo configurándolos en construcciones racionales que recuerdan los espacios que se crean en el minimalismo. En la última sala se encuentra la pieza Lucecita (2005) que conjuga ideas como la distancia, esfuerzo y expendio, empleando un máximo de medios para lograr un resultado mínimo. El trabajo de esta artista brasileña es una experiencia interesante por su fuerza poética y  la capacidad de su obra por la investigación formal, su rigor estructural, el enfoque que producen sus obras en  el espacio y sus estrategias conceptuales. El Museo Tamayo Arte Contemporáneo se encuentra ubicado en Paseo de la Reforma 51, Bosque de Chapultepec Del. Miguel Hidalgo y Funciones de una variable permanecerán abiertos al público hasta el 17 de agosto del presente año.

Comentarios