Recupera México cinco piezas prehispánicas del "Cinturón del cobre"

jueves, 31 de julio de 2014
MADRID (apro).- El gobierno español entregó hoy a la Embajada de México cinco piezas prehispánicas de la cultura mesoamericana que forman parte del patrimonio arqueológico del país, las cuales serían subastadas por un empresario, según se anunció en el acto de entrega de estos vestigios provenientes del llamado “cinturón del cobre”, una de las regiones de Michoacán. El director general de la Policía y la Guardia Civil, Ignacio Cosidó, firmó el acta de entrega a la embajadora Roberta Lajous y funcionarios de la legación diplomática en España, luego de que personal de seguridad recuperara las piezas a petición expresa de México. A partir de la firma de entrega de las piezas, el gobierno mexicano iniciará un protocolo para la repatriación de estas cinco piezas de lámina de cobre, delgadas y de ínfimo peso, que eran consideradas un medio de pago, incluso, considerado como “dinero azteca” en esa época. El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) formuló una denuncia ante la Procuraduría General de la República (PGR) en 2010, al descubrir que por Internet un coleccionista subastaba una de estas piezas, en Madrid. Se trataba de una pieza rectangular del periodo posclásico mesoamericano (entre los años 900 y 1521, antes de la Conquista española). La PGR indagó entre 2011 y 2013 que la salida de México de estas piezas y su comercialización eran constitutivas de un delito. Después de poner el caso en conocimiento de las autoridades policiales españolas, se visitó al poseedor de dicha pieza, el mencionado empresario español, quien notificó que no sólo poseía una sino cinco piezas similares. De forma voluntaria las entregó y mostró la documentación que acreditaba que las adquirió en Nueva York de la empresa Educational Coin Company. Erica Cervantes, agregada legal de la PGR para Europa, explicó que las pesquisas del caso se seguirán con la sociedad asentada en Nueva York, debido a que la salida de las piezas de México pueden ser constitutivas de un delito. El consejero cultural de la Embajada de México, Pablo Raphael de la Madrid, informó que las hachas del posclásico mesoamericano, periodo en el que se desarrolló la metalurgia en la zona, constituían una forma de pago en esa época. “Más allá del valor comercial, que no lo tienen, es el valor cultural e histórico el que se debe resaltar. Pertenecen a un momento histórico donde la metalurgia detonó el desarrollo de las comunicaciones indígenas tras el barro, el hueso y los textiles”, destacó. También explicó que este tipo de piezas de metalurgia en Mesoamérica, tanto como sucedió en China, regiones de África y de Turquía, demuestran que “se inventó sin la influencia de otras civilizaciones, por lo que tienen un importante valor histórico y una carga simbólica relevante para el país”. La embajadora de México en España, Roberta Lajous, aseguró que “la recuperación de dichas piezas contribuirá a desalentar la sustracción y el tráfico ilegal del patrimonio arqueológico, artístico e histórico de México”. El director de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó, dijo que “si hay un país celoso y cuidadoso de su patrimonio histórico es México, y muestra de ello es que la información para la recuperación de estas piezas partió de las propias autoridades mexicanas”. La entrega de las piezas se realizó de forma voluntaria y no fue necesaria alguna acción de incautación o procedimiento legal contra el empresario español que comercializaba los metales.  

Comentarios