Celebran 50 años del Museo de Antropología... sin Peña Nieto

miércoles, 17 de septiembre de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- El festejo por el medio siglo del Museo Nacional de Antropología (MNA) empezó con demora debido al intempestivo anuncio de que el presidente Enrique Pena Nieto no asistiría al acto, lo que provocó una modificación en el formato del evento. Peña Nieto, se informó, viaja nuevamente a Baja California Sur para supervisar este jueves 19 las tareas de apoyo en Los Cabos, tras el paso del huracán Odile por la entidad. Así, cerca de las 19:40, llenos todos los asientos bajo el imponente parasol del patio central, a través de dos pantallas gigantes colocadas al frente se transmitió en vivo la visita, dentro del recinto, del secretario de Educación Publica, Emilio Chuayffet. En su recorrido por una hilera de códices iluminados dentro de vitrinas acompañaron al funcionario federal el titular del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Rafael Tovar y de Teresa; la directora del INAH, María Teresa Franco, y el director del MNA, Antonio Saborit. Diez minutos más tarde, y tras la finalización del recorrido comentado por el secretario técnico del INAH, César Moheno, la comitiva atravesó el patio donde ya se encontraban reunidas unas mil 300 personas para dar comienzo con el acto conmemorativo por los 50 años del MNA, la joya de México, el recinto donde el país se reencontró con su historia, y que hoy por hoy, sin retórica alguna, es considerado el museo más importante en su género en el mundo. Lo levantó una generación preparadísima de especialistas en los campos de la historia, la arquitectura, la arqueología, la antropología, la ingeniería, no como resultado de la casualidad –según comentó el historiador Saborit a la revista Proceso–, sino como resultado de más de un siglo de intentos por agrupar en un solo lugar las colecciones prehispánicas del patrimonio nacional. Y los apoyó, con todo su respaldo político y 130 millones de pesos de los de entonces, una clase culta en el poder. En el acto también hablaron Chuayffet y Tovar y de Teresa, quienes destacaron que en esta ocasión el museo ofrece una exposición inédita, denominada Los códices de México, memorias y saberes, y que estará vigente hasta el 11 de enero próximo. Curada por personal especializado del INAH, la exhibición muestra 44 códices que constituyen una fuente invaluable para acercarnos a las culturas antiguas de nuestro país. Por último, en representación del presidente Peña Nieto, Emilio Chuayffet hizo entrega del Códice Chimalpahin, documentos que fueron adquiridos por el INAH a la Sociedad Bíblica de Londres, que los poseía desde el siglo XIX. Se trata de manuscritos del siglo XVII elaborados por dos de los historiadores de ascendencia indígena más representativos de la época virreinal: Domingo Chimalpahin y Fernando de Alva Ixtlixóchitl. Chuayffet hizo entrega simbólica del códice a María Teresa Franco, directora del INAH, durante el acto de celebración por el 50 aniversario del Museo, obra del arquitecto Pedro Ramírez Vázquez y que impulsaron el entonces presidente Adolfo López Mateos y su secretario de Educación, Jaime Torres Bodet.  

Comentarios