'La Balada del Oppenheimer Park” gana Festival Zanate de Cine Documental Mexicano

lunes, 28 de noviembre de 2016
COLIMA, Col. (apro).- “La Balada del Oppenheimer Park”, de Juan Manuel Sepúlveda, fue la película ganadora del Gran Premio del Festival Zanate de Cine Documental Mexicano, cuya novena edición concluyó el fin de semana en esta ciudad. El jurado estuvo conformado por Mauricio Godoy, director del Festival Internacional de no Ficción Transcinema, de Perú; Cristina Bringas, directora del Festival Documenta Querétaro, y Paulina Sánchez, directora de “Hotel de Paso”, película ganadora del Gran Premio Zanate el año anterior. En su dictamen, el jurado decidió premiar a “La Balada del Oppenheimer Park” porque “mediante una propuesta clara y contemplativa del espacio, el director representa la realidad de muchas comunidades, que viven día a día la violencia que el sistema les ha generado, un conflicto ancestral sobre la opresión versus la resistencia, un retrato cercano y crudo del futuro que pareciera nos tocará vivir”. Asimismo, otorgó un reconocimiento especial al documental “Pies ligeros”, de Juan Carlos Núñez –que también obtuvo el premio del público–, y una mención especial a “Margarita”, de Bruno Santamaría. En la ceremonia, realizada en la Pinacoteca Universitaria después de la proyección de la película invitada Tempestad, de Tatiana Huezo, fue entregado también el premio Zanate Colima al documental Epitacia: palabra viva, de Massiel Hernández García, “por su valor y compromiso social al reconocer la importancia de la mujer en el desarrollo de las comunidades, por colocar las problemáticas medioambientales provocadas por el voraz capitalismo y por generar un vínculo a partir de la exploración biográfica”. En otras categorías, el premio Zanate Universitario fue para Uriel y Jade, de Jorge Eduardo Esquivel, “por explorar de una manera íntima y emotiva el universo personal de un joven indígena en conflicto entre su identidad y la comunidad heteronormativa donde vive”. Recibió mención especial Lirio Mendoza, de Alfredo Padilla y Marta Violante. El premio Zanate de corto/mediometraje fue para Aurelia y Pedro, de Omar Robles y José Permar, “por acercar de una forma conmovedora a una pequeña familia en la montañas de la sierra al oeste de México a partir del retrato contemplativo de su cotidianeidad y su relación con su entorno. La mención especial de esta categoría fue otorgada a El mineral o la vida, de José Luis Matías. En el segundo Reto Doc Zanate, que consistió en realizar un documental en un plazo de 100 horas, el premio fue para Odisea Cinema 2001, elaborado por el equipo que conformaron Salvador Ochoa y Lucía Araiza, entre otros. Los integrantes del jurado reconocieron la calidad de los 25 documentales participantes en esta edición del Festival Zanate y felicitaron a cada uno de los realizadores “por seguir abordando la realidad y luchando por evidenciar aquello que la historia ha preferido ocultar”. Entrevistado al finalizar el acto de clausura, el director de Zanate, Carlos Cárdenas Aguilar, se mostró satisfecho con los resultados. “Tuvimos un gran festival, con todo lo complejo que es tener siete días de proyecciones: hemos tenido películas increíbles, creo que la gente logró compenetrarse con las películas y disfrutarlas”, dijo. De acuerdo con el también realizador, el festival “sigue fiel a lo que siempre ha sido: un espacio de diálogo, un cine incluyente alejándonos de cualquier pretensión de alfombra roja, por eso somos un festival de documental”. Cárdenas Aguilar señaló que una vez concluida la novena edición de este festival se realizará un balance de los resultados obtenidos hasta ahora para empezar a planear el del siguiente año en que se cumple la primera década. La tendencia es crecer, pero en calidad más que en tamaño, “Zanate siempre seguirá siendo este festival íntimo”, aseguró. “Hay muchas ideas, pero sobre todo tendremos actividades a lo largo de todo el año pues hemos entendido que adquirimos un compromiso no sólo con la exhibición, sino también con la formación y la producción, además de los formatos de itinerancia y los circuitos alternativos de exhibición a lo largo del estado”, concluyó.  

Comentarios