Imposible no denunciar los miles de desaparecidos: Poniatowska

martes, 7 de junio de 2016
MONTERREY, NL (apro).- La Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) entregará el doctorado Honoris causa a la escritora mexicana Elena Poniatowska y a otras personalidades de las artes y la ciencia, anunció este martes el rector Rogelio Garza. La obra de Poniatowska “es formadora y transformadora. Su vida es ejemplo, motivación e inspiración. De esta manera, por lo inspirador de su vida y obra, y en justo tributo a su trayectoria, enviaré al honorable Consejo Universitario, si usted me lo permite, una propuesta para otorgarle el Doctorado Honoris Causa de la Universidad Autónoma de Nuevo León”, apuntó el directivo. E informó que para recibir la misma distinción propondrá a José Narro, titular de la Secretaría de Salud, al empresario Juan Miguel Barragán y a la doctora Isabel Buendía. El rector precisó que enviaría los nombres al Consejo Universitario para que sean aprobados, y los galardones concedidos en la ceremonia del próximo 14 de septiembre. Ayer por la noche, Poniatowska inauguró la cátedra de la UANL que lleva su nombre, y en su discurso encomió el uso de las redes sociales entre los jóvenes para difundir su inconformidad social. “Internet nos da la posibilidad de dialogar con los lectores, de conocer sus gustos y temperamentos. Muchos de sus comentarios son viscerales, pero muchos más resultan no sólo pertinentes, sino indispensables para la creación de una cultura fuerte y generosa”, destacó en el interior de Colegio Civil, donde se presentó ante unos 400 estudiantes, admiradores y autoridades universitarias. Ahí, la ganadora del Premio Cervantes 2013 y autora de La noche de Tlatelolco, entre muchas otras obras, consideró imposible ignorar la tragedia de los desaparecidos en México. “Quienes estamos aquí amamos a México y nos resulta imposible desligar esta cátedra de las desapariciones de 43 estudiantes normalistas de Ayotizinapa, y de la gran fosa en la que se ha convertido el estado de Guerrero. Imposible no denunciar a los miles de muertos y desaparecidos en Nuevo León y las recientes acciones en contra de la juventud mexicana, así como (recordar a) la extraordinaria regiomontana doña Rosario Ibarra de Piedra, quien buscó a su hijo Jesús Piedra Ibarra desde 1973, y ahora lo hace Leticia Hidalgo, madre de Roy Rivera Hidalgo, alumno de esta misma Universidad Autónoma de Nuevo León”. Poniatowska, quien a sus 84 años dijo sentirse de 48 por el entusiasmo que le contagian los jóvenes, mencionó que nunca dejará el periodismo, una actividad a la que ha dedicado la mayor parte de su vida. “El periodismo es la gran denuncia, la enorme compulsión al amanecer. Es el juicio y el motor que nos hace salir de la cama. Es el temblor en la yema de los dedos y la palabra en el teclado. Es la estrella que brilla en los ojos, en la piel, en el ansia por atrapar la noticia, por venderla. La noticia nos enamora, la seguimos hasta la tumba”, expuso.

Comentarios