Por la senda del rap humanista con 'Alex-O”

viernes, 9 de septiembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El rap, género tan incomprendido y polémico de la música popular, asociado generalmente a la violencia aunque también al aspecto social, desborda su frescura positiva y humanista en el álbum debut Noches de insomnio del joven mexicano Alex-O, habitante del corazón de esta capital. Con apenas 18 años de edad y la preparatoria recién terminada, Alex-O --cuyo nombre real es Alexis Vásquez Jasso-- demuestra con este primer material musical hondas vivencias juveniles a través de los ocho temas compuestos durante un año y medio de trabajo. Noches de insomnio nació producto de un taller impartido en el Instituto de la Juventud (Injuve) de la Ciudad de México, donde encontró la manera de dar salida a sus sentimientos e ideas propias, según explicó vía telefónica: “Llegué al rap porque estaba buscando una manera de expresarme, y me ayudó mucho pues en realidad comencé tratando de hacer poesía y dibujaba, pero caí en la cuenta de que no era tan bueno en las artes plásticas. Por ello pensé en tocar algún instrumento musical, sólo que como cuestan dinero, la forma de acercarme a la música fue dando voz a mis pensamientos. “Uno de los requisitos era tener mis propias canciones para decir lo que sentía --o sea, la esencia del rap--, y así comenzó todo…Poco de lo que digo en este material no tiene un profundo trasfondo personal. Tardó, pero valió cada instante, cada sentimiento y cada persona que encontré en el camino”, dijo. --¿Cuál es la diferencia en tu trabajo a comparación del de otros raperos? --Dentro del rap hay todo tipo de raperos, los que hablan de la violencia o cómo ejercerla, pero eso no me interesa porque lo mío son mis experiencias, buenas y malas. Como el bullying, por ejemplo, siendo niño desde la primaria hasta primero de secundaria lo sufrí y me desahogué a través del rap con un tema llamado ‘El ayer de mi hoy’, que yo espero sirva para quienes han atravesado por acoso escolar sepan que no están solos, se pueden superar y ser mejores. Parte de la letra dice:
...Hoy me doy cuenta que soy mejor que eso, que el peso de mis letras me da un código complejo, y ninguno de los que me lastimaron podrán entenderlo. No lo entenderán, soy una dura coraza. ¡Medieval, pero código binario, futurista! Hoy hago rap, puedo expresarme no por entrevistas, ni por las vistas en youtube, ni ninguna farsa.
Alex-O prosigue rapeando, así:
… Encontré al modo de subir peldaños y nunca abandonar mis creencias, ser un gran afluente y un puente para el rap, en cada ser dejar un mensaje, ya no estar triste. Dejaré el corazón en cada beso, en cada track, ¡no como tú, que en cada cosa fingiste!...”
El resto del material musical incluye los temas “Vida perdida” (sobre la muerte espiritual de aquellos que no se atreven a seguir sus sueños); “Competición” (con el rapero Shiro, donde hablan del nivel de rap que hacen); “Me retracto de ese te amo” (en torno al desamor); “Suciedad” (de la marginación hacia los pobres); “Desierto de sonrisas” (el camino de la vida lleno de fracasos y logros); “Mi día normal”, (crítica a la doble moral de la gente); así como el rap que da título a la grabación y es, a su vez, un recorrido por las canciones del disco: “Noches de insomnio” (https://www.facebook.com/Alex-O-98369...) Alex-O comentó sobre sus influencias musicales: los raperos Afromega y Faruz Feet y hasta de los que no necesariamente están en el rap, pero que él disfruta mucho: el británico King Krule --joven músico y productor que tiene una mezcla de indie rock, punk y jazz--. Una de sus próximas presentaciones será este sábado 10 de septiembre en el Arabronx Raps, ubicado en avenida 608, calle 631 #267, en la 4a y 5a sección de San Juan de Aragón, Estado de México. Ahí se reunirán varios raperos para presentar sus trabajos creativos a partir de las 14 horas.

Comentarios