'Lady Gaga”: El dolor, la fama y su verdadero yo

viernes, 29 de septiembre de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Hace aproximadamente medio mes Lady Gaga informó a través de redes sociales que padecía fibromialgia, tema que sería tratado en su documental Five Foot Two, disponible en Netflix a partir de este fin de semana, película sumamente reveladora que muestra a una artista vulnerable e insegura, si bien con la convicción de salir adelante. El documental, dirigido por Chris Moukarbel, comienza con la imagen de unos botines (los que Gaga usó en su actuación en el Super Bowl), elevándose al cielo… bueno, al techo del NRG Stadium de Houston. Mientras la toma se va abriendo, se observa poco a poco la figura de la artista, nunca la vemos de frente, pero asumimos que es ella en un ensayo previo, puesto que tenemos luz de día. Después, nos vamos unos meses al pasado… a un momento en que Gaga aún no sabe si estará o no en la presentación del Super Bowl, pero ha comenzado a trabajar en su más reciente disco, Joanne, de la mano del productor Mark Ronson, y acaba de recibir la noticia de que estará en la película A Star is Born, al lado de Bradley Cooper, dirigida por él mismo (también ha roto su compromiso matrimonial con Taylor Kinney). En este contexto, vemos a Gaga sin maquillaje la mayor parte del tiempo, sin esos vestidos estrafalarios --a veces de alta costura, a veces provenientes de otra galaxia, y otras tantas, parecidos a una botarga de feria. Al parecer, Gaga ha decidido mostrar ahora una cara más cercana a su verdadero yo, un rostro más humano, con un corazón lleno de sensibilidad y talento, aunque también repleto de miedos e inseguridades que la fama y sus 18 millones de seguidores en Twitter no pueden llenar, sino por el contrario van construyendo poco a poco una pesada lápida que no le permite descansar, que la obliga a sobreponerse a su fibromialgia (a costa de su salud), porque el show debe continuar… Sin embargo, cuando las luces se apagan, Gaga siente el enorme peso de la soledad. El nombre del documental, “5.2 pies”, hace referencia a la altura de la cantante, que en centímetros equivaldría a 1.55 metros. Gaga es más chiquita de lo que todo mundo pensaba, y ese es precisamente el sentido. Es una estrella mundial pero frágil y en constante estrés, un estés capaz de destruirla. Para alguien que está al servicio de sus fans, ser ella misma más allá de toda complacencia es un acto de valentía, sobre todo cuando son esos millones de personas que de manera efímera la hacen olvidar su soledad. Gaga vive entre la popularidad y el rechazo, entre las multitudes y la soledad, entre el gozo creativo y el dolor, entre la fama y los fracasos amorosos. En medio de todo esto, ella sabe que debe ser fuerte, no sólo por aquellos fans que encuentran en su música una manera de sobrellevar su existencia, sino por ella misma y por el placer de seguir creando. Five Foot Two es un estupendo documental para todos aquellos amantes de la música que deseen conocer más sobre uno de los fenómenos pop más importantes de este nuevo siglo.

Comentarios