Cultura

Los bienes culturales en el escenario digital, de interés en Unidroit: Jorge Sánchez Cordero

Tras su reciente designación para presidir la 79º Asamblea General del Unidroit, Jorge Sánchez Cordero aseguró sentirse comprometido ante dicho papel, en específico en materia de cultura, área desde la cual México tiene un especial interés.
viernes, 25 de diciembre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Tras su reciente designación para presidir la 79º Asamblea General del Instituto Internacional para la Unificación del Derecho Privado (Unidroit), el especialista en Derecho Internacional Privado, Jorge Sánchez Cordero, aseguró a Proceso sentirse comprometido ante dicho papel, en específico en materia de cultura, área desde la cual México tiene un especial interés.

Sánchez Cordero, quien es asesor emérito en su materia en la Secretaría de Relaciones Exteriores, es el primer mexicano en presidir dicho cargo en ese órgano intergubernamental del UNIDROIT (cuya sede se ubica en Roma, Italia), mismo que concluirá en diciembre de 2021, y a través del cual le permitirá reforzar acciones que permitan promover, desarrollar y concretar diversos proyectos del programa de trabajo del período 2020-2022, como el proyecto conjunto Unidroit-OEA en materia de procedimiento civil internacional, los contratos inteligentes y la tecnología de registros descentralizados.

El jurista, que tiene una trayectoria de 35 años como miembro del Consejo de Gobierno de dicho instituto, expresó vía telefónica a esta agencia:

“Los tiempos diplomáticos a veces son un poco lento, requiere de mucho consenso, no se les puede poner un orden, sin consenso se trabaja para el archivo, si hay algo en lo que el Unidroit ha sido exitoso es en basar su método de trabajo en el consenso, las necesidades y el impulso de proyectos de interés para la propia comunidad internacional.

“El instituto es un órgano esencialmente técnico, apolítico, quizá no hemos tenido tanta visibilidad, pero tampoco la creemos esencial pues las decisiones que se toman son en funciones eminentemente técnicas”.

El especialista en Derecho Internacional Privado y egresado de la UNAM comentó que de los proyectos y tareas pendientes el de materia de cultura le tiene especial interés:

“La labor en materia de cultura me entusiasma y es un tema ante el cual México tiene especial interés --es estado miembro del Unidroit desde 1940--, cancillería, mi país me merece mucho respeto y consideración.

“En materia de cultura el Unidroit ha mostrado su enorme valía y una muestra es el “Convenio de UNIDROIT sobre los bienes culturales robados o exportados ilícitamente” (Roma, 1995) que tiene su antecedente en la Convención de la Unesco de 1970, ahora este convenio tiene 25 años y a la distancia seguimos trabajando.

Ahora hay dos temas que nos interesan y que buscaré desarrollar y es el tráfico ilícito  de bienes culturales que ha tomado proporciones verdaderamente alarmantes con el crimen organizado, el terrorismo internacional, o por ejemplo con el uso de nuevas tecnologías”.

- ¿Tienen en su agenda el tema digital en materia de cultura?

- “Sí, es importante el análisis de estas plataformas aunque debo de decir que es un  proyecto que está en gestación, hay una dominio por parte de EU y China, los países con inversión económica más fuerte, estamos impulsando todo un ‘andamiaje’, hay toda un arquitectura al respecto que está en gestación que busca formar un consenso en la comunidad internacional, el arbitraje mexicano es definitivamente importante”, finalizó el jurista.

Comentarios