Música

Despiden al baterista Juan Carlos Novelo

Figuras del rock y jazz nacional despidieron al baterista, compositor y productor Juan Carlos Novelo, quien murió la mañana de este jueves.
jueves, 16 de septiembre de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Figuras del rock y jazz nacional despidieron en la funeraria García López de Coyoacán al baterista, compositor y productor Juan Carlos Novelo, quien murió la mañana de este jueves.

Fanático en el uso de la bicicleta en vez de los vehículos de motor, para transportarse desde su casa, cerca de la Plaza Santa Catarina, Novelo formó parte --a mediados de los ochenta-- del sexteto El Séptimo Aire, liderado por la entonces pareja musical de Hebe Rosell y el pianista Guillermo Briseño, quien dio a conocer su muerte.

“Fue como a las ocho de la mañana, tal vez antes --escribió Briseño pasado el mediodía--. Hay muchas grabaciones en las que participó. Sus alumnos y compañeros lo quieren y lo expresan de manera conmovedora…”

Por la tarde, Briseño manifestó: “En De Tripas Corazón fuimos trío con Rosell. Él también es parte de El Glorioso Magisterio. Viene desde El Séptimo Aire. Me conmovió Lalo Vázquez, su talentoso exalumno y sustituto en la escuela [Del Rock a la Palabra, que dirige Memo Briseño en San Ángel]; lloraba desconsoladamente. Algo grande en sus afectos se le fue para siempre.

“Novelo es muy querido por la comunidad. Sólido, firme y a la vez delicado. Fue mi baterista predilecto, necesario. Primero con Sabo [Romo] y luego con Jorge Rosell afirmó y floreció en su temple y determinación.”

El 11 de abril de 1987 Novelo se unió a Caifanes, grupo que se presentó por primera vez en Rockotitlán. Ahí participó con Kerygma, banda del bajista Tony Méndez. Un twitter publicado pasadas las 2 de la tarde por Caifanes, destaca:

“Se nos fue un buen carnal, gran músico y super ser humano, compañero de varias batallas y sonidos, Juan Carlos Novelo, primer baterista de Caifanes. Buen camino carnau, nos vemos del otro lado” (sic).

Poco antes, Francisco Barrios “El mastuerzo”, bataquero de Botellita de Jerez, expresó por redes: “Extraordinario baterista, maestro, compañero, cómplice…”

Para la nueva centuria tocó en el proyecto Blue Kat Band, con Federico Luna (armónica y guitarra), Roberto Villamil (lira), Jorge Alarcón (voz y bajo) y Benjamín Alarcón (teclados). Su elogiado álbum de 2015, “Ostinato”, tardó un lustro en cuajar, siendo grabado con Briseño, Sabo Romo al bajo, Juan Cristóbal Pérez Grobet, Chuco Mendoza, Felipe Souza, Jorge “Cox” Gaytán en el violín, Natalia Morelos al oboe y César Barreiro a la trompeta, entre otros músicos. Contiene siete cortes: “Balada para elefantes”, “Que siga el festejo”, “Huapa”, “Blues Bri”, “Lando Lee”, “Reggae al audio” y “Cielo yucateco”. Durante la presentación de una “probadita” con la música de aquel álbum, declaró a Notimex que esperaba lanzarlo en forma de CD el 4 de abril, fecha de su cumpleaños:

“Me gusta lo que hago y la música es parte de lo que disfruto, por eso hice un disco como éste, lleno de matices, y me cobijé con grandes amigos.”

Juan Carlos Novelo fue baterista de un amplio rango de artistas que van desde Armando Manzanero, Eugenia León, Tania Libertad, Los Hermanos Castro, Eduardo Segundo “El polivoz” y Marco Antonio Muñiz, hasta Betsy Pecanins, Eugenio Toussaint y Gerardo Bátiz.

A la edad de 12 años formó su primer conjunto con los hermanos Beto, Nacho y Memo Méndez, más el actor Nando Estevané: Los Póquers. Según dijo el maestro Álvaro López a la periodista Myrna Armenta Ruíz, de la publicación “Contratiempo Jazz”:

“Yo era de sus alumnos más aventajados, aunque era muy exigente en la cuestión técnica y la lectura. En sus clases llegué a pensar que yo no era para esto, porque no podía con unos ejercicios, luego de un año por fin me salieron, después entendí que así es la música…”

Novelo expresó entonces: “Soy más un baterista de rock, esos son mis orígenes, he incursionado en el jazz pero soy un baterista de fusión. Cuando tomaba clases Álvaro López yo tocaba en el grupo Kerygma, allá por los años ochenta. En esa etapa escuché rock progresivo que me voló la cabeza: Génesis, Yes, Emerson Lake & Palmer, todo eso se queda. Luego ya conocí otras músicas, otros ritmos y géneros…

“Tienes que ser obstinado, necio para hacer esto… Ya estoy pensando en otro disco, más minimalista, con menos músicos, igual supongo sería instrumental.”

Al comenzar la pandemia del covid, se supo que Novelo batallaba contra el cáncer, aunque las causas de su deceso no fueron inmediatamente reveladas.

Comentarios