Federación de ajedrez, historia de una traición

sábado, 25 de octubre de 2003
México, D F, 24 de octubre (apro)- En sus comentarios más ásperos tras un bloqueo a su carrera deportiva de cuatro años ininterrumpidos, el excampeón nacional de ajedrez, Alberto Escobedo, denuncia un contubernio entre los mandos medios e inferiores de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) y el recientemente destituido presidente de la Federación Nacional de Ajedrez, Hermes Maya Ya el pasado 13 de mayo de 2002, Escobedo se dio el valor de enviar una misiva al titular de la Conade, Nelson Vargas, con la finalidad de evitar que Hermes Maya continuara violando "mis derechos constitucionales y obstruyendo mi carrera ajedrecista sistemáticamente" Abundó que su preocupación radicó en tres puntos esenciales, sobre todo en la selección integrada por la federación con miras a la Olimpiada de Ajedrez, a disputarse en Eslovenia en noviembre de 2002, derecho que le correspondía a Escobedo en su condición de monarca nacional absoluto Lo que el maestro internacional Alberto Escobedo nunca sospechó fue que la carta "posiblemente no llegó a manos de Nelson Vargas" Recuerda que en cierta ocasión se presentó ante el director de Alto Rendimiento de la Conade, Valentín Yánez, para exponer la serie de anomalías cometidas por el ahora exresponsable de la federación "Me dijo que era muy amigo de Hermes Maya y que por lo tanto no iba hacer nada al respecto Qué terrible, qué penoso, porque aunque no mencioné nada en aquel momento, me sentí mal Dije: ‘cómo es posible que el director de Alto Rendimiento me sorprenda al decirme que es amigo de Hermes Maya’" Escobedo sostiene que lo mismo le ocurrió con el coordinador de Normatividad de la Confederación Deportiva Mexicana, Martín Toscano, en esta persistente serie de obstáculos a su carrera Dice el ajedrecista que la carta que le envió a Vargas fue respondida por el propio Toscano, "con el mismo argumento que le dio Hermes Maya Es decir, no hizo investigación alguna Jamás recibí una llamada telefónica de Martín Toscano Por eso digo que ambos solaparon al expresidente de la federación de ajedrez" La historia de las malas experiencias y sinsabores no termina ahí El año pasado, por ejemplo, Alberto Escobedo perdió la beca de 800 pesos por parte de la Conade Dice que las presiones de Hermes Maya surtieron efecto Cuando Escobedo aún recibía los beneficios económicos quiso indagar de la baja cantidad monetaria ante Yánez: "Me respondió que esa era la cifra que me correspondía porque el ajedrez no es deporte olímpico y que a la Conade le importa más el deporte olímpico" Pero la gota que derramó el vaso ocurrió dos meses atrás, cuando el ajedrecista acudió a la federación para solicitar el aval en vías de participar en el Campeonato Continental de las Américas, a realizarse en Argentina, importante para el competidor porque los primeros siete lugares aseguraban el derecho de participar en el torneo mundial "Me había preparado a conciencia, cuidé el mínimo detalle, pero se necesitaba el aval Acudí a la federación y me dijeron que tenía que pagar dos mil pesos La asistente Sandra Zamudio nos dijo que Hermes no iba a dar el aval en ese momento pero que lo enviaría a Buenos Aires Cuando llego a Argentina, el 14 de agosto, resulta que el aval nunca llegó y que no podría participar mientras no tuviera la autorización de mi federación" Inútil resultó la espera El aval jamás fue enviado a Buenos Aires y Escobedo debió convencer al presidente de la Confederación de las Américas, Jorge Vega, quien tres días después recibió una llamada de Zamudio reclamándole el haber permitido la participación del mexicano, y amenazó que Hermes Maya iría directamente a Argentina para impedir el concurso de Escobedo Un par de días después, Hermes llegó a Buenos Aires dispuesto a conseguir que expulsaran a su jugador, y aunque no consiguió el propósito, Alberto se queja que la situación "fue muy desgastante y la tensión misma tuvo que ver con mi rendimiento" De 154 participantes, el mexicano se clasificó en el lugar 114 "Fue un pésimo resultado", admite el campeón nacional absoluto en 2001 y 2002 "He estado cuatro años bloqueado y he tenido la fortuna de salir siempre adelante, así que no me preocupa en absoluto posibles represalias", dice el ajedrecista de 29 años, quien pone en tela de juicio la calidad moral de los funcionarios de la Conade "Hubo complicidad de los mandos superiores e inferiores con Hermes Maya"

Comentarios