Investigan caso de panquecitos con mariguana

lunes, 13 de diciembre de 2010 · 01:00

MÉXICO, D.F., 13 de diciembre (Proceso).- La Fiscalía Central de Investigación para la Atención de Niños, Niñas y Adolescentes de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal ya investiga el caso de las cuatro menores de edad que comieron panqués con mariguana en las instalaciones del Centro Nacional de Desarrollo de Talentos Deportivos y Alto Rendimiento (Cnar).

El pasado 10 de noviembre, Víctor Manuel Berttolini Lizárraga, representante legal de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade), acudió a la Unidad de Investigación número 3 de la fiscalía, en Iztacalco, para levantar una denuncia de hechos contra Alan Norberto Rivera Vázquez, quien, según las agraviadas, les ofreció los panqués sin advertirles que tenían droga.

El hecho que motivó la denuncia –asentada en el expediente FIZ/IZC/-2/T3/02381/10-11– fue “introducción de estupefacientes a nuestras instalaciones”.

El pasado 30 de octubre, cuatro atletas del equipo de marcha que viven y entrenan en el Cnar presentaron síntomas de intoxicación severa y fueron llevadas a un hospital; habían consumido unos panqués con mariguana que les proporcionó Alan Rivera, uno de sus compañeros y quien es mayor de edad (Proceso 1776).

Diez días después del incidente, Berttolini, jefe del Departamento de Asuntos Judiciales de la Coordinación de Normatividad y Asuntos Jurídicos (CNAJ) de la Conade, presentó la denuncia. Según un boletín de la CNAJ, la averiguación previa será turnada también a la Procuraduría General de la República por tratarse de “hechos de su
competencia”. 

En la averiguación previa el representante legal de la Conade precisa que los panqués tóxicos fueron introducidos clandestinamente, pues además del estricto control en las instalaciones los atletas tienen prohibido meter alimentos al Centro de Alto Rendimiento.

En los próximos días comenzarán a realizarse las diligencias en las que las víctimas y testigos serán citados a declarar.

El 30 de noviembre, las afectadas y sus padres fueron recibidos por el director de la Conade, Bernardo de la Garza, quien ofreció rembolsar los alrededor de 3 mil pesos que se pagaron por la atención médica de cada niña en el hospital San Ángel Inn Chapultepec, donde además se les realizó un perfil de drogas: se confirmó la presencia de mariguana en la orina.

De la Garza se comprometió además a expulsar del Cnar a Rivera Vázquez, a colocar circulares en las instalaciones para impedir el ingreso de ese deportista y a hacer más estricto el control en el centro deportivo para terminar con cualquier anomalía.

Por su parte, las cuatro marchistas explicaron a De la Garza que no sabían que los panqués tenían mariguana y que ellas fueron víctimas de “un error” que cometió su compañero. También manifestaron su preocupación por limpiar su nombre y quedar fuera de toda sospecha.

Pese a todo, las cuatro menores fueron castigadas. En sus expedientes quedaron anotadas dos tipos de sanciones: una grave por haber consumido el panecillo con la droga y otra leve porque lo hicieron involuntariamente.

 

Comentarios