"Resultados históricos", puras ilusiones

viernes, 14 de octubre de 2011
En el mejor de los casos, México podría terminar en el quinto lugar del medallero panamericano en los juegos de Guadalajara. Sin embargo, los hechos apuntan a una debacle, pues la participación de los atletas nacionales en las últimas competencias internacionales confirma que durante el gobierno calderonista el deporte ha caído en un deterioro del que no podrá recuperarse al menos en el corto plazo. MÉXICO, D.F. (Proceso).- El pronóstico de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) de que en los Juegos Panamericanos de Guadalajara realizará un papel histórico con la obtención de al menos 24 medallas de oro se basa en la expectativa de obtener metales en cinco disciplinas, dos de las cuales ni siquiera son olímpicas. Con todo y los “presupuestos históricos” que el gobierno federal ha destinado al deporte en el presente sexenio y que México es el país anfitrión de la justa continental, la apuesta por obtener tan sólo una medalla más que en Mar de Plata 95 –donde se ganaron 23 preseas, el mejor resultado que se ha cosechado– es reflejo de que no se ha podido avanzar lo suficiente en otras disciplinas. Como ha sucedido desde los Juegos Panamericanos de Mar del Plata 95, otra vez serán el frontón, el racquetbol, los clavados, el taekowndo y el atletismo los deportes en los que descansará el éxito que ha pregonado el titular de la Conade, Bernardo de la Garza. La cifra de 24 oros está por debajo de las expectativas que planteó Carlos Hermosillo, primer director de la Conade en la administración calderonista. De acuerdo con el Programa Nacional de Cultura Física y Deporte 2008-2012, que Hermosillo presentó al jefe del Ejecutivo dos años después de haber asumido el cargo, la meta planteada era la obtención de 40 medallas de oro en los Panamericanos y 12 en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Días después, el entonces subdirector de Calidad para el Deporte, Jorge Camacho, aclaró que no eran 40, sino 30 y que la primera cifra fue “un error de dedo”. Cuando De la Garza asumió el puesto en abril de 2009, se deslindó de los pronósticos de sus antecesores, y con el paso de los meses se comprometió a superar los 23 oros de Mar del Plata. En aquellos Juegos Panamericanos seis deportes aportaron al medallero las 23 preseas doradas: atletismo, taekwondo y frontón, con seis cada uno; clavados y ecuestre, dos cada uno y triatlón. Aunque Bernardo de la Garza se ha rehusado a dar los nombres de los atletas que aspiran a ganar las 24 medallas de oro porque no quiere que se sientan presionados, la Conade elaboró un análisis de acuerdo con los resultados de los deportistas mexicanos en torneos internacionales, así como con los lugares que ocupan en los rankings mundiales. De esta manera concluye que son 13 las disciplinas en las que habrá campeones panamericanos: frontón, racquetbol, clavados, taekowndo, atletismo, gimnasia rítmica, box, karate, judo, tiro con arco, lucha, tiro y pentatlón moderno. Si los pronósticos de la Conade son acertados, en el más halagüeño de los casos, México podría obtener hasta 26 medallas de oro en los deportes mencionados para un gran total de 81 preseas, que ubicarían al país, como casi siempre, en el quinto lugar del medallero, detrás de Estados Unidos, Cuba, Canadá y Brasil.   Caballito de batalla   El deporte que más preseas aportará es el frontón, disciplina que no es olímpica. Según los pronósticos de la Federación Mexicana de Frontón, los pelotaris mexicanos obtendrán al menos cinco medallas doradas. De los 18 seleccionados nacionales, cuatro son campeones del mundo en la modalidad de frontenis: las parejas que integran Paulina Castillo y Guadalupe Hernández y Alberto Rodríguez y Héctor Ortiz. Todos obtuvieron su título en 2010 durante el Campeonato Mundial de Pelota Vasca que tuvo lugar en Francia. En ese torneo, el seleccionado Heriberto López también obtuvo oro en trinquete mano parejas, al lado de Ángel Serralde. En los Juegos Panamericanos de Río 2007, el frontón no formó parte del programa, situación que afectó de forma directa a México, que terminó quinto lugar en el medallero con 18 preseas doradas, dos menos de las que se ganaron en Santo Domingo 2003. En este evento, el frontón sumó para el país tres oros: Paulina Castillo y Guadalupe Hernández en frontenis, Gustavo Miramontes y Alberto Rodríguez en frontenis 30 metros y Pedro Santamaría, Javier Marín, Francisco Vera y Jorge Alberto Alcántara en mano parejas 36 metros. En Mar del Plata el frontón fue aún más generoso al aportar seis en las modalidades de frontenis femenil y varonil, mano por parejas varonil, mano individual varonil, trinquete por parejas varonil y trinquete individual varonil, de las 23 medallas de oro, es decir, 26% del total. En el racquetbol, otra disciplina que no está en el programa olímpico, las esperanzas de los directivos del deporte están puestas en Paola Longoria, ubicada en el segundo lugar del ranking mundial en singles (detrás de la estadunidense Rhonda Rajsich) y actual campeona en dobles junto con Samantha Salas, título que obtuvieron en Seúl en agosto del año pasado. En abril de este año, Salas –tercer lugar en el ranking mundial– obtuvo primer lugar en el Campeonato Panamericano de Racquetbol que se celebró en Nicaragua. Paola Longoria, ganadora del Premio Nacional de Deportes 2010, advirtió que en los Panamericanos de Guadalajara buscará el oro en singles, parejas y por equipos. Al igual que el frontón, el racquetbol tampoco formó parte del programa deportivo de Río 2007. En 2003, este deporte aportó a México dos oros en dobles varonil y femenil con las parejas conformadas por Álvaro Beltrán y Javier Moreno, y Rosa María Torres y Susana Acosta. De los clavados se esperan por lo menos cuatro medallas, dos de las cuales las conseguirían Paola Espinosa y Yahel Castillo. Ambos ganaron bronce en el pasado Campeonato Mundial de Natación que tuvo lugar en Shanghai, Paola en la plataforma de 10 metros y Castillo en trampolín de tres metros sincronizado con Julián Sánchez. Espinosa, quien también ganó oro en la Universiada Mundial de Shenzhen 2011, podría conseguir hasta tres medallas doradas tanto en plataforma como en trampolín. En Río de Janeiro, Espinosa aportó los tres oros que México obtuvo en clavados en las pruebas de plataforma individual y trampolín de tres metros individual y sincronizados con Laura Sánchez. La propia Sánchez aspira al oro panamericano en individual. En el Mundial pasado finalizó en la sexta posición. También Iván García (octavo en el ranking mundial) en individual y sincronizado con Germán Sánchez podría aspirar a ser campeón panamericano. García obtuvo bronce en los Juegos Olímpicos Juveniles de Singapur 2010 y fue séptimo en plataforma individual en el Mundial de Shanghai. En Santo Domingo, Rommel Pacheco consiguió para México la única medalla de oro (en plataforma) que se ganó en clavados, en tanto que en 1995 Fernando Platas ganó dos oros en plataforma y trampolín.   Decadencia   En el atletismo la caminata es la prueba fuerte de los mexicanos. Tras el descalabro que sufrió en el Mundial de Daegu 2011 (donde no pudo refrendar el bronce que ganó en Berlín 2009), Eder Sánchez está obligado a colgarse el oro panamericano en los 20 kilómetros. Sin embargo, en Corea el colombiano Luis Fernando López ganó bronce y el guatemalteco Erick Barrondo ocupó la décima posición. El mexicano enfrentará a los dos en Guadalajara 2011. En los 50 kilómetros, la Conade espera que el chihuahuense Horacio Nava sume un oro al medallero, lo mismo que Juan Luis Barrios en 5 mil metros y Madaí Pérez en maratón, quien está rankeada como la mejor de América en el lugar 60 del top list de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF). Su mejor tiempo del año es de dos horas 27 minutos dos centésimas que consiguió en el Maratón de Londres en abril pasado, resultado con el que calificó a los Juegos Panamericanos. A pesar de que el atletismo México históricamente ha cosechado buenos resultados a nivel continental, el deterioro en esta disciplina comenzó a notarse desde hace cuatro años. En Río 2007, sólo se ganaron tres oros con David Galván, en 10 mil metros, Ana Gabriela Guevara en 400 metros planos y Romary Rifka en salto de altura. La cifra contrasta con los 12 metales áureos logrados tanto en Santo Domingo como en Mar del Plata. En 2003, la fondista Adriana Fernández aportó dos medallas en 5 y 10 mil metros, Victoria Palacios en 20 kilómetros marcha, Ana Guevara en 400 metros, Teodoro Vega en 10 mil metros y Germán Sánchez en 50 kilómetros marcha. En 1995, Armando Quintanilla ganó dos oros en 5 y 10 mil metros, Adriana Fernández y Graciela Mendoza en 5 mil y 10 mil metros, respectivamente, Carlos Mercenario en 50 kilómetros marcha y Benjamín Paredes en maratón. A pesar de que ninguna de las tres taekwondoístas que ganaron medalla de oro en Río 2007 (María Espinoza, Iridia Salazar y Alejandra Gaal), participará en Guadalajara 2011, se espera que esta disciplina aporte tres preseas. Los candidatos más sólidos para obtenerlas son: en 63 kilos, Guadalupe Ruiz, campeona del Panamericano Monterrey 2010 y quien en el selectivo nacional eliminó a la campeona olímpica María Espinoza; en 58 kilos, Damián Villa, subcampeón mundial en Copenhague 2009 –dejó fuera de los Panamericanos al también campeón olímpico Guillermo Pérez–, y en 49 kilos, Janeth Alegría, campeona del Panamericano Monterrey 2010. Erick Osornio, subcampeón del Panamericano 2010, también podría subir a lo más alto del podio en la categoría de 68 kilos. Aunque siempre aporta oros al medallero, el taekwondo, al igual que el atletismo, ha reducido su cosecha en las últimas dos ediciones de los Panamericanos. En comparación con las seis que se obtuvieron en 95, en Santo Domingo sólo se ganaron dos con Iridia Salazar y Víctor Estrada, aunque también se obtuvieron dos platas y tres bronces. Fuera de estas cinco disciplinas son pocos deportes en los que México tiene posibilidades reales de obtener medalla de oro, como en judo con Vanesa Zambotti, actual campeona panamericana; en karate, con Yadira Lira, campeona mundial 2010, y en tiro con arco, con Juan René Serrano en individual, y en equipo junto con Luis Eduardo Vélez y Pedro Vivas, el mexicano mejor posicionado en el ranking mundial en el lugar nueve.   Apuestas   Para que México de verdad pueda conseguir un resultado histórico se deberá obtener al menos una medalla en otros deportes como gimnasia rítmica, lucha, box, tiro y pentatlón moderno. En gimnasia rítmica, Cynthia Valdez salió del retiro para participar en Guadalajara 2011. En el pasado Campeonato Mundial realizado en Francia finalizó en el lugar 40 del All Around. Fue la mejor latinoamericana en ese torneo, donde sólo la estadunidense Julie Zetlin fue mejor que ella. En Río obtuvo plata en el All Around y tres bronces más por aparatos (cuerda, clavas y listón). En pentatlón moderno se apuesta por Óscar Soto, finalista olímpico en Beijing 2008, y Tamara Vega, campeona mundial juvenil 2011. En boxeo el sonorense Óscar Valdez también es esperanza de medalla. En la categoría de los 56 kilos, ganó bronce en el Mundial 2009. Pero apenas el martes 4 fue eliminado en la ronda de octavos de final en el Campeonato Mundial que se realiza en Bakú, Azerbaiyán, torneo que reparte plazas para los Juegos Olímpicos de 2012. Erika Cruz también está considerada por la Conade como prospecto para ganar oro en las categoría de los 60 kilogramos en el boxeo femenil que en Guadalajara 2011 debutará en el programa de los Juegos Panamericanos. En lucha estilo libre, Alma Valencia es aspirante a campeona panamericana. La atleta mexicana finalizó en el lugar 10 en la categoría de los 55 kilos en el Campeonato Mundial que se realizó en Estambul en septiembre pasado. En los cuartos de final, Valencia cayó ante la japonesa Saori Yoshida. Como ésta avanzó hasta la final, la mexicana se enfrentó en repechaje a la estadunidense Helen Maroulis, con quien perdió la posibilidad de ubicarse entre las seis primeras y con ello obtener una plaza olímpica para Londres 2012. En tiro, la posibilidad de alcanzar un oro está en alguno de los cuatro mexicanos que obtuvieron plaza para los Juegos Olímpicos: Alejandra Zavala en pistola de aire, Rosa Peña en rifle de aire 10 m, Alexis Gabriela Martínez en rifle de tres posiciones o Javier Rodríguez en skeet.