Renuncia Alfredo Álvarez a la vicepresidencia del Cruz Azul

jueves, 26 de mayo de 2011
MÉXICO, D. F. (apro).- El vicepresidente del equipo Cruz Azul, Alfredo Álvarez Cuevas, no pudo más y esta tarde anticipó su renuncia al cargo en vísperas de la asamblea general de la Cooperativa La Cruz Azul, prevista para este sábado 28, en la que se daba por descartada su expulsión. “La verdad, si me lo permiten, quisiera aprovechar la ocasión para presentar mi renuncia como vicepresidente de Cruz Azul”, dijo sorpresivamente Alfredo al programa radiofónico Fórmula Deportiva, que conduce el cronista Enrique Bermúdez. “Qué sentido tiene seguir así, porque francamente me parece una contradicción ante lo que comenta el contador (Armando) Valverde de enfrentar situaciones por buscar que se conozca la verdad que demandó la asamblea de la cooperativa”, refirió Álvarez. Alfredo, quien mantiene una fuerte oposición contra su propio hermano Guillermo Billy Álvarez -el mandamás de la cooperativa-, derivado de los malos manejos en el grupo, también reiteró sus declaraciones vertidas a Proceso (1803) respecto a la necesidad de profesionalizar al equipo de futbol, que a su parecer requiere de una reingeniería y de una reestructuración. Por lo tanto -abundó el directivo en el programa radiofónico-, que el equipo Cruz Azul “merece un respeto, se le debe dar todo el tiempo y toda la atención”. Dijo que ante eso se han enfrentado a todo un proceso de resistencia y rechazo de su organización. Alfredo Álvarez forma parte del grupo de disidentes de la cementera que fueron suspendidos por la Cooperativa en febrero pasado. Horas antes, en conferencia del Consejo de Administración de la Cooperativa que encabezó Valverde, Alfredo Álvarez insistió que seguía siendo vicepresidente del Cruz Azul. En otra entrevista, Alfredo Álvarez aseguró que dar un paso al costado fue una decisión difícil, pero que debía tomar para ser congruente con las cosas que se vienen manejando en la cooperativa. “No, no se trata de quién gana o quién pierde. El que tiene que ganar es la institución. Estas no son cuestiones personales; es cuestión entre los miembros de una organización y no asuntos de familia”, sentenció.