Seleccionado Sub 17 juguetea con metralleta de policía

viernes, 17 de junio de 2011
MÉXICO, D.F.(apro).- Al término del entrenamiento que sostuvieron este viernes, previo al arranque del mundial Sub 17, los jugadores del equipo Tricolor que dirige Raúl Gutiérrez convivieron con los elementos de seguridad que los han estado custodiando desde que llegaron a Morelia. El capitán del equipo Sub 17, Antonio Briseño, se acercó a un costado de la cancha donde estaban apostados efectivos de la policía estatal. A uno de ellos le pidió que le prestara el arma que portaba. Sin el menor empacho, el policía le puso en las manos un Rifle Panther 762 de asalto que tiene capacidad de disparar 900 balas por minuto. El jugador abrazó el arma, la acarició con emoción y después se la colgó al hombro, ante el asombro de sus compañeros quienes observaron la manera como el número cuatro del equipo sin ningún temor manejó el arma de alto poder. Tras la sesión de entrenamiento, la Selección Sub 17 regresó al hotel de concentración en un autobús que fue escoltado por cuatro policías a bordo de motocicleta, una camioneta con seis custodios, una patrulla federal y una de tránsito.

Comentarios