Hará Cruz Azul homenaje póstumo a "Nacho" Flores

jueves, 11 de agosto de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- La directiva del Cruz Azul, único equipo en que militó Ignacio Flores –acribillado anoche en la autopista México-Cuernavaca–, anunció hoy que realizará un homenaje póstumo a su histórico exjugador y que correrá con todos los gastos de los funerales. El director deportivo del equipo, Alberto Quintano, quien coincidió con Flores en la etapa más gloriosa del equipo, en los años setenta, informó que los términos del reconocimiento serán acordados con los familiares del exfutbolista. “Ha sido una noticia devastadora para el club y para todos los que hemos sido sus compañeros y amigos. Todavía no nos convencemos de que haya sucedido”, dijo Quintano en rueda de prensa en La Noria. El directivo también confirmó que el club cubrirá todos los gastos funerarios. “Se nos va un símbolo. Nos duele mucho, el presidente (Guillermo Álvarez) ha manifestado que el club correrá con todas las cosas”, comentó Quintano. Explicó que Nacho Flores acudió a cenar con su madre, quien reside en Cuernavaca, Morelos. “La información que tenemos es que fue a comer con su madre y después no sabemos qué pasó; sabemos de la balacera, pero no qué pasó. Tenemos un antecedente, pero no está comprobado que él tuvo la fuerza suficiente, cuando fue baleado, de manejar hasta la casa de una hermana, y hasta ahí llegó”, reveló Quintano. Ignacio Flores, quien será velado en la agencia Gayosso, de Félix Cuevas, se desempeñaba como visor de Cruz Azul. Su muerte se suma a la de exjugadores emblemáticos de Cruz Azul fallecidos en situaciones trágicas: Octavio Centavo Muciño fue asesinado en una cantina en Guadalajara, Jalisco, mientras que Fernando Bustos y Cesáreo Victorino perdieron la vida en accidentes de tránsito. “Hay mucha gente que ya se ha ido por circunstancias que no obedecen a las normales, sino por accidentes de tránsito o por situaciones como las del Centavo Muciño”, reflexionó Quintano. La unidad atacada que conducía Flores era una Voyager 2003. La Procuraduría General de Justicia de Morelos anunció que las armas utilizadas en la agresión fueron AK-47. Según reportes del área de prensa de la dependencia, en total 76 balas impactaron el vehículo de color dorado. El Servicio Médico Forense (Semefo) de Morelos reportó que el exjugador recibió 27 impactos.