Caos en Cinépolis; se cae la señal de la pelea Pacquiao-Márquez

sábado, 8 de diciembre de 2012
MÉXICO, D.F (proceso.com.mx).- A punto de empezar la transmisión en vivo de la pelea Manny Pacquiao-Juan Manuel Márquez, la señal del conglomerado Cinépolis, que contrató el servicio en exclusiva en 35 ciudades del país, se cayó. Sólo en Cinépolis Universidad se habilitaron cuatro salas con alrededor de mil asientos para pasar en tiempo real la esperada cuarta pelea entre el filipino y el mexicano. Pero llegó el anuncio de la pelea y la señal dejó de llegar a la pantalla gigante. Pasaron 20 minutos en los que las protestas y el enojo de los aficionados fue subiendo de tono. Finalmente, cuando habían transcurrido en penumbras alrededor de cinco rounds de la pelea, apareció personal de la empresa informando que se regresarían las entradas. El enojo estalló. “Queremos que nos regresen el costo de boleto, las horas de estacionamiento y lo que consumimos” gritó alguien mientras que la gente se arermolinaba en las taquillas para exigir la devolución de su dinero. La transmisión en Cinépolis inició a las 20 horas. Pasaron cuatro peleas preliminares hasta que dieron las 23 horas. La gente esperaba impaciente el inicio de la contienda estelar. Se pudo ver en la pantalla gigante el canto de los himnos nacionales de México y Filipinas. Y cuando iban a iniciar las imágenes del recorrido de los peleadores de los vestidores al cuadrilátero, la señal se cayó. Y se hizo el caos. A la 1 de la madrugada cajeros de Cinépolis seguían pagando devoluciones. "Nos volvimos expertos en regresar dinero" jugueteó uno de ellos, quien informó que ya habían regresado a los espectadores el 80 por ciento del boletaje comprado. Y los aficionados al boxeo que apostaron por ver la pelea en vivo, se quedaron sin el privilegio y mientras cobraban el costo de su boleto se enteraban que Márquez había noquedado a Pacquiao en el sexto asalto. La frustración.

Comentarios