Despiden a entrenador coreano del equipo mexicano de tiro con arco

miércoles, 3 de julio de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).-De forma oficial, el coreano Lee Wong dejó de ser el entrenador nacional del equipo varonil de tiro con arco, disciplina que le dio dos medallas a México en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. La razón por la cual la dependencia dio de baja a Lee Wong fue porque no se presentaba a los entrenamientos. Otro entrenador coreano, Sanghing Lee, es quien en realidad se encarga del equipo varonil que encabeza el arquero Juan René Serrano. Sanghing Lee es el nuevo entrenador nacional del equipo varonil rumbo a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016. Injustamente, la Conade atribuyó a Lee Wong la obtención de las preseas de Aida Román (plata) y Mariana Avitia (bronce), a pesar de que ellas entrenaban con la coreana Songi Woo, quien fue prácticamente echada del país luego de que una sicóloga mexicana la demandó por discriminación. Por esos resultados que él no cosechó, la Conade le pagó hasta ahora 78 mil pesos mensuales, recursos del fideicomiso CIMA que apoya a los atletas de élite y sus equipos multidisciplinarios. De acuerdo con Othón Díaz, subdirector de Calidad para el Deporte de la Conade, la Federación Mexicana de Tiro con Arco (Femeta) solicitó la baja del coreano puesto que en este 2013 sólo se había presentado una vez a trabajar, lo cual es inaceptable en virtud de que éste es uno de los tres deportes que la dependencia tiene considerados como prioritarios. Díaz incluso destacó que ni siquiera Juan René Serrano se rehusó al cambio con todo y que fue quien lo entrenó para Londres 2012. El arquero ni siquiera consideraba a Lee Wong como parte de su equipo multidisciplinario. Junto con Lee Wong, la Femeta también pidió la baja del preparador físico César Iván Martínez Garza, quien cobraba 27 mil pesos a pesar de que no tenía estudios sobre la materia ni había recibido nunca capacitación. Su mérito para estar en la lista de los mejores pagados en el deporte mexicano es que es amigo de quien fuera subdirector de Calidad para el Deporte, Alejandro Cárdenas, quien lo conoció en Veracruz y lo invitó a “trabajar” con él.

Comentarios