Dimite presidente del Barcelona; fichaje de Neymar "es correcto", alega

jueves, 23 de enero de 2014
MADRID (apro).- Sandro Rosell anunció hoy su dimisión como presidente del club de futbol Barcelona en medio de un escándalo al ser admitida en la Audiencia Nacional una acusación por la supuesta contratación irregular del jugador brasileño Neymar. “Pienso que mi etapa aquí ha terminado. Acabo de presentar a la junta mi dimisión con carácter de irrevocable”, dijo en conferencia de prensa, luego de celebrada la junta extraordinaria durante la tarde de este jueves. El anuncio se hizo a las 20:45 horas (hora de Barcelona), dos horas después de la convocatoria de prensa, para explicar los motivos de su marcha. Aseguró que tanto él como su familia sufrieron amenazas y aseguró que “el fichaje de Neymar es correcto y ha dado lugar a la envidia de muchos de nuestros adversarios”. Su lugar fue ocupado por el actual vicepresidente, Josep María Bortomeu, quien concluirá el mandato en junio de 2016. A la llegada de Neymar al club en 2013, se anunció que había tenido un costo de 57,1 millones de euros. Sin embargo, de acuerdo con la acusación, a ese monto se añadieron una serie de partidos y sueldos presuntamente irregulares, que subirían la cifra hasta los 95 millones de euros. Rosell estaba contra las cuerdas luego de que la querella que presentó el socio Jordi Cases –por el supuesto delito de apropiación indebida— fue admitida por el magistrado Pablo Ruz, juez de instrucción quinto de la Audiencia Nacional. La querella demostraría que el club pactó el 15 de noviembre de 2011 el pago de 40 millones de euros a la sociedad N&N -propiedad del padre de Neymar-, adicionales por la compra de los derechos federativos del citado jugador luego de terminado su contrato con el club brasileño Santos. Este vínculo hacía patente la intención del club azulgrana de contratar al jugador en 2014, momento en que expiraría el contrato con el club brasileño. El 5 de diciembre, Cases presentó la acusación por el supuesto delito de apropiación indebida en su modalidad de distracción contra el presidente del club y 13 días después, el día 18 de diciembre, el juez Ruz se declara competente para juzgar el caso y pide al club que aporte los contratos firmados por Neymar y las memorias de los ejercicios 2011, 2012 y 2013. El juez de la Audiencia Nacional ha pedido a la Federación Internacional de Futbol Asociación (FIFA) toda la información del fichaje del brasileño. Al jugador le pidió los contratos que firmó con N&N y envió una comisión rogatoria a Brasil, para pedir la información al club Santos. En el acuerdo entre el Barca y N&N habría un supuesto pago de 40 millones de euros de penalización, de los cuales ya se habían pagado 10 millones.

Comentarios