Dejan de lado diferencias y se abrazan en Columbus

viernes, 11 de noviembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Como una muestra de unidad, las selecciones de México y Estados Unidos se tomaron una foto entremezclados. De manera inusual, los jugadores de ambas escuadras se abrazaron antes de iniciar el partido que se disputa en el Estadio Mapfre, en Columbus, Ohio. Este viernes dio comienzo el hexagonal final de la Concacaf rumbo al Mundial de Rusia 2018. En este juego, en el que se disputan 3 puntos del grupo, los mexicanos buscan terminar con la "maldición de Columbus", pues desde el 2001 ha sido derrotado en ese campo con un marcador de 2-0.

Comentarios