Hawit se declara culpable por escándalo de corrupción en la FIFA

lunes, 11 de abril de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El exvicepresidente de la FIFA que cubrió un breve periodo como presidente interino de la Concacaf, el hondureño Alfredo Hawit, se declaró culpable en el mayor escándalo de corrupción, sobornos y lavado de dinero en la FIFA. Detenido en diciembre pasado por la Policía suiza junto con varios funcionarios de la FIFA, Hawit se declaró responsable ante la justicia estadunidense de asociación para delinquir, conspiración para obstruir la justicia, dos cargos de fraude electrónico y de haber recibido cientos de miles de dólares por concepto de sobornos de dos compañías que pretendían obtener la exclusividad de los derechos de transmisión de los juegos de futbol. “Sabía que estaba mal recibir esos pagos”, reconoció el dirigente hondureño de 64 años. Ahora, Alfredo Hawit deberá regresar 950 mil dólares a la justicia estadunidense. Después de la detención de Hawit, a principios de diciembre de 2015, el mexicano Justino Compeán –vicepresidente de Concacaf– debía asumir la presidencia del organismo. Sin embargo, el pasado 7 de diciembre, la Concacaf anunció que se quedará sin presidente, al resolver que el organismo fuera dirigido por un comité, en tanto se realiza la asamblea de elecciones, en mayo próximo. Los últimos tres presidentes de Concacaf Jack Warner, Jeffrey Webb y ahora Hawit afrontan acusaciones en el escándalo que sacude a la FIFA por corrupción, sobornos y lavado de dinero. Cada cargo sobre Alfredo Hawit conlleva para la justicia de Estados Unidos un máximo de 20 años de prisión. El dirigente hondureño, quien está libre bajo fianza, comparecerá nuevamente ante las autoridades estadunidenses en octubre próximo. Hasta el momento, ya hay 15 dirigentes de la FIFA y empresarios que se declararon culpables ante la justicia estadunidense y aceptaron colaborar en la investigación del escándalo del organismo de futbol. Además, otras 25 personas aún esperan su proceso judicial en Estados Unidos. Alfredo Hawit sólo presidió la Concacaf durante cinco meses, hasta su detención en Zurich, en diciembre pasado.

Comentarios