Vinculan a filial de Televisa con escándalo de sobornos a la FIFA

jueves, 26 de octubre de 2017
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Alejandro Burzaco, un empresario argentino que se declaró culpable de sobornar a dirigentes de FIFA, habría ayudado Mountrigi Management Group, una filial de Televisa en Suiza, a obtener derechos exclusivos para transmitir el Mundial de Futbol hasta el 2030, reveló el diario estadunidense The New York Times este jueves. Mountrigi Management Group habría pagado cerca de 190 millones de dólares para afianzarse las transmisiones de los mundiales de 2018 y 2022, según una fuente citada por el medio. El New York Times aclaró que la inusual negociación surgió a la luz en el marco de una investigación en Estados Unidos, no obstante, señala que nuevos detalles se revelaron luego de que las autoridades suizas acusaran en octubre a Jerome Valcke, exsecretario general de la FIFA. El rotativo puntualiza que, “el año pasado, Burzaco se declaró culpable de haber sobornado a dirigentes del futbol a cambio de que la empresa que presidía obtuviera los derechos de transmisión de los torneos más importantes de la región. La empresa, Torneos y Competencias, también se declaró culpable y accedió a pagar 112.8 millones de dólares para llegar a un acuerdo”. En la causa judicial, agrega, los fiscales señalaron que una de las filiales de una de las mayores televisoras de Latinoamérica ayudó a pagar los sobornos para obtener los derechos para transmitir los próximos cuatro mundiales. “Mountrigi, la filial de Televisa, fue la que recibió esos derechos y de inmediato se los vendió a Burzaco”, expone el rotativo estadunidense. También advierte que Burzaco canalizó millones de dólares en sobornos para Julio Grondona, quien fue el responsable del comité de finanzas de la FIFA y uno de sus líderes más importantes hasta su muerte en 2014. El diario aclara que Televisa ha dicho que ninguno de sus empleados o los de Mountigri han hecho algún pago indebido a funcionarios de la FIFA. Pese a ello, el rotativo refiere que Mountigri podría generar más ganancias de las que planeó inicialmente debido al plan de la FIFA para ampliar el número de países que compiten en el Mundial a partir de 2026.  

Comentarios