Con Paolo Guerrero, Perú regresa a un Mundial tras 36 años de ausencia

viernes, 15 de junio de 2018
CIUDAD DE MÉXICO (apro) .- Perú está de vuelta en una Copa del Mundo luego de 36 años, liderado por Paolo Guerrero, su figura estelar, quien estuvo a punto de perderse el torneo por una sanción tras dar positivo a un control antidopaje, por cocaína. Sin embargo, el delantero que se distingue con sus goles en la liga brasileña, apeló la resolución y logró, finalmente, que el Tribunal Federal de Suiza autorizara su presencia en el Mundial de Rusia. El 31 de mayo, el Tribunal Federal de Suiza aceptó la petición del futbolista para efecto de que se suspendiera provisionalmente la inhabilitación de 14 meses impuesta por el TAS y que ésta empiece a surtir efecto al término del Mundial. En la víspera, el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) anunció que no se opondría a la resolución. “El señor Paolo Guerrero presentó una solicitud urgente de suspensión de ejecución del castigo al objeto de participar en la próxima Copa del Mundo. El TAS no objetará la suspensión presentada por el señor Guerrero”, comunicó el organismo a mediados de mayo. El goleador peruano fue inscrito en la lista de 23 convocados por el seleccionador Ricardo Gareca. No obstante, para que esto fuera posible, el entrenador tuvo que dar de baja a Sergio Fernando Peña, nada menos que el propio sobrino del delantero. Paolo Guerrero, de 34 años fue inhabilitado por incumplir la norma antidopaje durante el juego de las eliminatorias mundialistas de la zona sudamericana, contra Argentina, el pasado 5 de octubre, por dar positivo al metabolito de la cocaína benzoilecgonina. Este elemento únicamente se encuentra en la cocaína o en el té de coca. Ambas sustancias están incluidas entre los productos prohibidos de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA). Por este motivo, el TAS incrementó su suspensión a 14 meses, con lo que le imposibilitaba su participación en la Copa del Mundo. Contra esta resolución, la Federación Peruana de Futbol (FPF) y el futbolista promovieron el pasado 25 de mayo una medida cautelar ante el Tribunal Federal de Suiza, en la que se justifica la trayectoria deportiva del futbolista, quien está considerado n emblema en Perú. Antes, Paolo emprendió un viaje a Zúrich con el presidente de la FPF, Edwin Oviedo, para reunirse con el presidente del organismo, Gianni Infantino, con la idea de que se le anulara la suspensión de 14 meses que le impuso el Tribunal Arbitral del Deporte. El delantero, catalogado como el mayor referente de la selección peruana, reapareció con el representativo de su país el pasado 3 de junio -siete meses y 21 días después-, en el partido en el que Perú venció 3-o a Arabia Saudita. El atacante fue la figura con un doblete de por medio. Paolo no jugaba con su selección desde noviembre pasado. Nació el primer día de 1984, en el Distrito de Chorrillos. Es el máximo goleador de su selección y el mayor ídolo del futbol peruano. Paolo aún no nacía cuando su equipo nacional participó por última vez en la máxima competición del futbol, en España 82. Es hombre soltero, aunque tiene tres hijos… con diferentes mujeres. Su gusto por el futbol viene de la familia: su tío, José González Danosa, “Caíco” -hermano de su madre, Petronila- fue jugador del Alianza de Lima, y de la selección nacional. “Caíco” era el portero titular del tradicional club, pero un accidente aéreo, muy parecido al que le sucedió al Chapecoense brasileño, terminó con su vida en 1987. El pequeño Paolo tenía apenas 4 años. Con “Caíco”, Paolo se aficionó al futbol. De hecho, gracias a su familiar, fue la mascota del equipo. Y cuando se pensaba que el pequeño seguiría los mismos pasos que el tío, en la portería, se inclinó por la posición contraria: delantero. Otro familiar suyo, Julio Ribera González, en realidad es su mediohermano, también fue futbolista del equipo Sporting Cristal. Paolo Guerrero, el llamado “Depredador”, guarda paralelismo con la figura argentina Lionel Messi: nunca jugaron en la primera división de sus respectivos países. El jugador peruano se inició en las fuerzas básicas del Alianza de Lima a los 8 años, pero al cumplir los 18 fue invitado para formar parte del Bayer Munich, con el que debutó en 2002. Después de una etapa irregular pasó al Hamburgo, donde jugó hasta 2012. En total, marcó 68 goles en ambos equipos en toda su etapa en la Bundesliga. Repentinamente, Paolo Guerrero fichó para el Corinthians, dirigido por Tite, actual seleccionador de Brasil, con el que levantó el título del Brasileirao.  Fue campeón del Mundial de Clubes 2015, donde se erigió como el Mejor Delantero del certamen. Y desde el 2015, el máximo goleador histórico de la selección peruana juega para el Flamengo. Hasta ahora, acumula 34 goles en 86 juegos con Perú, seguido de otro histórico, Teófilo Cubillas, quien cerró su ciclo con 26 anotaciones. Paolo, a sus 34 años, disputará apenas su primer Mundial, después de una larga ausencia de su selección, pero sobre todo gracias al Tribunal Federal de Suiza. La selección peruana forma parte del Grupo C, junto a Francia, Australia y Dinamarca, contra la que debutará en Rusia 2018 el sábado 16.      

Comentarios