Sólo 5% de solicitudes de patente son mexicanas: IMPI

miércoles, 23 de noviembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Sólo 700 de las 13 mil patentes registradas ante el Instituto Mexicano de Propiedad Industrial (IMPI) en 2010 son mexicanas, afirmó la coordinadora departamental del Centro de Información Tecnológica del organismo, Angélica Silis Reyes. En el marco del Tercer Congreso Anual Ecorfa, organizado por el Departamento de Ingenierías de la Universidad Iberoamericana, la representante del IMPI dijo que la mayoría de las patentes fueron hechas por empresas de Estados Unidos. Otro alto porcentaje de solicitudes de registros, puntualizó, es de miembros de la Unión Europea o de Japón, países que patentan en su territorio pero que, al ver el atractivo mercado mexicano, se protegen con patentes para poder entrar con sus productos a este país. Cada año, el IMPI recibe en promedio unas 15 mil solicitudes de patente, de las que sólo 5% o 6% son de mexicanos. En contraste, Estados Unidos recibe unas 360 mil solicitudes de patente al año. Ante esa situación, indicó que el IMPI busca impulsar en México la cultura de la protección industrial en las universidades y centros de investigación, que son grandes generadoras de tecnología. Dado que las instituciones educativas tienen políticas establecidas respecto de la protección de la propiedad intelectual, explicó Silis, no hay tantos incentivos para los académicos, como puede ser una publicación científica, dentro de lo que son sus puntos en el Sistema Nacional de Investigadores (SNI). Por ello, explicó, el IMPI trabaja “de la mano” con el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) “para que el rubro de las patentes sea considerado con un puntaje mayor para los investigadores” para, de esta manera, incrementar la tendencia de patentar. Hizo hincapié en que la investigación y el desarrollo tecnológico deben ir acompañados de una estrategia de comercialización que convierta las tecnologías en empresas, esto con la finalidad de que patentar no se quede únicamente en una cuestión de protección, sino que derive en beneficios económicos e ingresos para las universidades. De esa manera, consideró, podrán seguir desarrollando innovaciones y tecnología. La representante del IMPI indicó que el número de patentes es una de las variables consideradas al evaluar el índice de competitividad de los países y México está muy abajo, en el lugar 64.

Comentarios