Avala el CCE la restructuración de Pemex

miércoles, 11 de mayo de 2011

MÉXICO, D.F., 11 de mayo (apro).- El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) respaldó la propuesta del gobierno federal anunciada ayer por Felipe Calderón para reestructurar a Petróleos Mexicanos (Pemex) con modelos similares a los aplicados en Brasil.
    Después de la entrega de recursos a empresas rurales de cuatro estados del país, organizado por la Fundación del Empresariado en México (Fundemex); el presidente del CCE, Mario Sánchez Ruiz recordó que los empresarios del país han demandado “desde hace mucho” modernizar a Pemex “con esquemas exitosos como el de Petrobras”, la empresa petrolera estatal brasileña.
    Sin embargo, Sánchez Ruiz pidió “prudencia” en la forma que sea planteada la iniciativa para evitar que sea bloqueada en el Congreso de la Unión.
    Sánchez Ruiz coincidió con el presidente Calderón en que la paraestatal debe reestructurarse y volverse más rentable ante “los malos números con los que opera y la ineficiencia con la que trabaja”.
     Ayer en Nueva York, Felipe Calderón anunció su intención de promover una reforma energética en materia petrolera, a fin de conseguir recursos, mediante la venta de bonos ciudadanos –contemplados en la reforma energética aprobada en 2008 por el Congreso--, y así reestructurar Pemex.
En una entrevista para la cadena de televisión Bloomberg, el titular del Ejecutivo federal explicó que el propósito sería establecer un modelo semejante al de la brasileña Petrobras, la cual modificó su esquema hace una década, o como la noruega Statoil.
Hoy, el líder empresario dijo: “Tenemos qué ver cuáles son los elementos otra vez, poner sobre la mesa cuáles van a ser las condiciones, evitar que el Congreso vaya a vetar algo que puede ser productivo.”
Para el Consejo Coordinador Empresarial la reforma energética de 2008 se quedó “corta” ante las necesidades del país. Por esa razón el dirigente empresarial consideró necesario, una mayor inversión del sector privado y más generación de energía renovables.
Aunque el sector empresarial apoya la intención del gobierno federal, las fracciones del PRI y el PRD en la Cámara de Diputados rechazaron la propuesta de Calderón para abrir Pemex a la iniciativa privada.
El líder de la bancada priísta, Francisco Rojas Gutiérrez señaló en San Lázaro que el anuncio del presidente son “sólo son palabras”; y comentó que los datos alarmantes “son suficiente motivo para exigir una justificación de los gobiernos panistas”, porque, a su juicio, es un “fracaso” lo que ha hecho con Petróleos Mexicanos.    
    En tanto, el coordinador del grupo parlamentario del PRD, Armando Ríos Piter, expresó su preocupación por que “Felipe Calderón vaya como representante del Estado mexicano y siga promoviendo una visión entreguista, en lugar de resolver lo que ya se tiene con dinero de recursos públicos”.

Comentarios