"Tengo las habilidades necesarias para dirigir al FMI": Carstens

miércoles, 22 de junio de 2011
WASHINGTON (apro).- El gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, compareció ante los integrantes del directorio ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) y se presentó como el mejor candidato para el cargo de director gerente de la institución. Además, presumió sus credenciales, entre ellas su experiencia en la solución de crisis económicas. “En mi carrera como académico y funcionario público, que incluye mi participación directa en episodios de solución de crisis diversas, adquirí las credenciales y habilidades necesarias para, de manera efectiva, dirigir esta institución”, soltó Carstens ante el directorio ejecutivo, que el lunes pasado y este martes escuchó las propuestas del gobernador del Banxico. “Tengo la capacidad de proveer liderazgo intelectual a la institución”, puntualizó Carstens. En su visita a Washington como parte de su campaña para encabezar el FMI frente a la candidatura de su oponente, la ministra de Finanzas de Francia, Christine Lagarde, el titular del Banxico dijo que su presentación sirvió para emitir sus puntos de vista sobre la institución que desea dirigir, además de presentar sus propuestas sobre cómo reformar al organismo. Asediado por periodistas al término del encuentro, Carstens simplemente afirmo que “por su experiencia” es mejor candidato que Lagarde, y acotar que siempre ha visto positivas sus expectativas de triunfo. El jueves 30, el directorio ejecutivo del FMI decidirá, entre Carstens y Lagarde, quién ocupará el puesto de director gerente al que renunció por una acusación de delitos sexuales el francés Dominique Strauss Khan. “Esto no se acaba hasta que se acaba”, remató de manera irónica Carstens, cuando los reporteros le preguntaron a qué altura de entradas y bajo qué circunstancias se encontraba su candidatura, si se hiciera una analogía con un partido de beisbol. En su presentación, Carstens, quien ya fue subdirector gerente de la institución, subrayó que él considera que existen tres áreas donde se deben hacer modificaciones o ajustes al organismo multilateral de crédito. Como primer punto, el titular del Banxico resaltó la falta de representación en el organismo por parte de las llamadas economías emergentes, lo que implicaría elevar el número de asientos dentro del directorio ejecutivo del FMI. “Durante la última década, los mercados emergentes han sido aliados confiables. Darles una voz y representación apropiada garantizaría que su vasta experiencia en políticas públicas beneficie a la comunidad global”, destacó Carstens. La segunda reforma que se pondría en marcha en el FMI bajo la dirección del candidato mexicano sería una redistribución de las cuotas en la institución, aunque siempre enfocadas en favorecer a los mercados emergentes. En este aspecto, el titular del Banxico advirtió que se tiene que proveer a las economías emergentes de “un poder de voto” que tome en cuenta el peso relativo de esa nación en particular. “Los países considerados como mercados emergentes tendrían que compartir toda la responsabilidad para la promoción de una amplia prosperidad dentro de la economía global”, redondeó Carstens. Por último, Carstens insistió en que la selección del director gerente del FMI sea “más transparente, justa y basada en los méritos del candidato, independientemente de su nacionalidad”. Este miércoles y jueves es el turno de la francesa Lagarde para explicar ante el directorio ejecutivo por qué quiere ser directora gerente del organismo multilateral de crédito. Aun cuando la selección final será el próximo 30 de junio, en Washington circula la versión de que, por la influencia de Estados Unidos y de los países europeos dentro del FMI, la candidatura de Carstens es sólo una cortina de humo. Lo anterior, porque ya se da casi como un hecho el triunfo de Lagarde al frente del FMI.

Comentarios