Turbulencia mundial impactará a México, advierte Cordero

lunes, 8 de agosto de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- El secretario de Hacienda, Ernesto Cordero, advirtió que la economía mexicana se verá afectada por la situación de incertidumbre mundial, pese a las condiciones macroeconómicas “favorables” del país. En una entrevista en el noticiero matutino de Carlos Loret de Mola, Cordero Arroyo matizó su discurso sobre la fortaleza de la economía mexicana y dijo que el crecimiento tendrá afectaciones. “Lamentablemente sí, pero creo muy moderado. Los pronósticos de crecimiento de la economía mexicana estaban entre 4% y 5%. El pronóstico del gobierno se ubica en un conservador 4.3%”, soltó. El también aspirante presidencial reconoció que la crisis del débito en Estados Unidos --principal socio comercial de México--, “es un problema serio” y no sólo “un catarrito”. “Yo creo que esto no va a ser un catarrito, es una cosa bastante seria lo que está pasando en Estados Unidos, es un tema estructural, y ahora se está manifestando en el corto plazo con esta volatilidad en los mercados, tanto cambiarios como de capitales, pero no es un catarrito”, enfatizó. Sin embargo, descartó la posibilidad de una nueva recesión económica. “Existe un escenario de desaceleración económica, no de recesión. Yo veo que no vamos hacia una recesión, ni México ni Estados Unidos”. Luego destacó que Estados Unidos tiene un problema muy serio de egresos, pues “está gastando mucho más de lo que tiene. Pero este aumento en el techo de deuda les va a permitir de manera ordenada ir corrigiendo el problema. Esto no se puede resolver de la noche a la mañana, tiene que ser gradual”. Mientras eso sucede, Ernesto Cordero adelantó que seguirá la volatilidad en los mercados. Y sentenció: “Afortunadamente nuestros indicadores macroeconómicos son bastante robustos. Podremos aguantar. Evidentemente puede fluctuar negativamente el mercado de capitales, nuestro tipo de cambio va a seguir en un periodo de volatilidad, pero no va a pasar de ahí, en términos coyunturales y de corto plazo”. La semana pasada, el funcionario federal acusó de “irresponsables” a los países que tienen problemas de endeudamiento, pues “son economías que gastaron más de lo que tenían y ahora están poniendo en un serio riesgo de incertidumbre financiera al resto del mundo”. Y presumió que México aprendió de las crisis del pasado, por lo que ahora tiene una economía “responsable y prudente”, que no cae en la tentación de sobreendeudarse y, contrario a ello, “tiene la capacidad de incrementar sus ingresos y satisfacer las demandas de la sociedad”.

Comentarios