Baja BBVA Bancomer su pronóstico de crecimiento para México

jueves, 8 de agosto de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- La reducción en las proyecciones de crecimiento de la economía mexicana para 2013 están a la orden del día. Ahora fue el grupo financiero BBVA Bancomer el que ajustó a la baja su pronóstico: pasó de 3.1% a 2.7% como resultado de la desaceleración observada en la primera mitad del año de la producción industrial, la escasa demanda estadunidense y el lento avance en el ejercicio del gasto público. Mientras que la Secretaría de Hacienda (SHCP) aún mantiene su pronóstico de crecimiento ubicado en 3.1% --no “encuentra elementos” para cambiarlo--, BBVA Bancomer señaló que “la desaceleración observada en la primera parte del año es resultado de un menor dinamismo en la construcción, las exportaciones tanto petroleras como no petroleras, y el gasto público”. El pasado 7 de agosto el Banco de México (Banxico) redujo un punto porcentual su proyección del producto interno bruto (PIB) al dejarlo en un rango de 2 a 3 por ciento, cuando en el primer trimestre era de 3 a 4%. Sin embargo, para el economista en jefe para México de BBVA Research, la segunda mitad del año la economía se reactivará y crecerá 3% anual por una mejor evolución de la economía de EU y menores recortes al gasto en ese país. De acuerdo con el informe Situación México, elaborado por este grupo financiero, se espera que sean estas mismas variables las que se aceleren en la segunda mitad del año. Por una parte se pronostica que la demanda externa se fortalecerá ante la expectativa de que Estados Unidos se acelere gracias a tres factores: menores recortes al gasto en el segundo semestre del año al haberse reducido ya el déficit esperado en el 2013; un incremento en el consumo derivado de los precios de la vivienda y las acciones, así como mejoras en el mercado laboral. En México, el gasto público se acelerará para cumplir con el nivel aprobado en el presupuesto. “El dato de junio ya muestra un incremento relevante, comportamiento que debiera mantenerse el resto del año” aseguró. BBVA Bancomer alertó también sobre los elevados niveles de informalidad que prevalecen en el país. “La informalidad sigue siendo uno de los mayores retos del país al estar asociado con un escaso grado de formación escolar, baja productividad y de nivel de ingreso”, según el documento. Por ejemplo, entre los ocupados cuyo máximo nivel de instrucción es la primaria, 80% labora en algún tipo de informalidad, mientras que entre los trabajadores con estudios superiores, únicamente alrededor de 20% se encuentra en esta situación. “De tal manera que un factor muy relevante para atacar el problema de la informalidad es la mejora en calidad y cantidad educativa”, enfatizó. Para BBVA Bancomer una reforma educativa que implique mayor eficiencia en el rendimiento escolar, particularmente en niveles de educación secundaria y terciaria, podría abonar en un incremento del PIB potencial de la economía. No obstante, consideró que el resto de las reformas es importante para aumentar la inversión, productividad y el crecimiento económico. Según Carlos Serrano, el conjunto de las reformas estructurales aprobadas y en proceso elevarían el PIB potencial de México en 1.5%, con lo que el crecimiento de la economía pasaría del 2.7% actual a 4.2%. En particular, la reforma energética aportaría alrededor de 0.4 a 0.5 puntos porcentuales y una reforma fiscal que reduzca 15% la informalidad permitiría un crecimiento del PIB potencial adicional de otros 0.5 puntos porcentuales, según las estimaciones de los especialistas.

Comentarios