Preocupa a Coparmex 'elevado” endeudamiento en la Ley de Ingresos 2016

martes, 3 de noviembre de 2015
MÉXICO, DF (apro).- El sector patronal mostró su preocupación ante el “elevado” endeudamiento que plantea la Ley de Ingresos aprobada por el Congreso de la Unión, el cual “significará un menor nivel de vida para todos los mexicanos”. A menos de 15 días de que la Cámara de Diputados apruebe el Presupuesto de Egresos de la Federación, el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Juan Pablo Castañón señaló: “Los legisladores tienen que considerar que los recursos obtenidos a través de mayor deuda se tienen que pagar en el futuro, con intereses, lo cual significará un menor nivel de vida para todos los mexicanos, si no son invertidos de manera correcta”. De acuerdo con el organismo empresarial –y como lo adelantó Proceso en su edición 2035 que circula esta semana–, durante este año la deuda pública aumentó hasta el 45.5% como porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB), desde el 33.9% del PIB en diciembre de 2012. Además, según su mensaje semanal, la Coparmex estimó que la deuda pública será cercana a 48% del PIB para finales de 2016, lo que indica “un crecimiento relevante del monto y ritmo de crecimiento para un país de mediano desarrollo como lo es México”. Si bien se anuncia que el déficit público será de solo 0.5% del PIB en el próximo año, los mercados se fijan más en los Requerimientos Financieros del Sector Público, que se plantea alcancen 3.5% del PIB en 2016. La semana pasada el Congreso aprobó los Criterios Generales de Política Económica, la Miscelánea Fiscal y la Ley de Ingresos para 2016. Ésta última contempla ingresos totales y endeudamiento por 4 billones 764 mil millones de pesos. Dicho presupuesto es el más grande de la historia del país y equivale a un incremento nominal de 3.3% en comparación con el estimado de 2015. Sin embargo, se plantea una disminución de la inversión pública en 21%, ante la caída de los ingresos petroleros. Esos ingresos serán de 884 mil millones de pesos, con una disminución de 28.3% en términos reales, respecto al año anterior. En tanto, los ingresos no petroleros, donde se incluyen los recursos que provienen de impuestos, así como ingresos de empresas del sector público, se elevarán a 3 billones 270 mil millones de pesos, lo que equivale a un incremento de 12.2% por arriba de la inflación. “Esas cifras nos indican que la sociedad seguirá compensando con su propio bolsillo la caída en los ingresos petroleros, a través de una mayor recaudación, y de los precios de los distintos bienes y servicios que provee el sector público”, advirtió la Coparmex. Luego, hizo un llamado para que el gobierno utilice estos recursos de la manera más eficiente, transparente y honesta. Y que se haga un gran esfuerzo para conformar el mejor entorno posible para fortalecer nuestra economía. El presidente del organismo Juan Pablo Castañón agregó que es necesario corregir tendencias insostenibles como las que se observan este año. Por ejemplo, el elevado crecimiento del gasto en los Ramos Autónomos, de 17% real hasta septiembre pasado, así como en el Costo Financiero, que reporta un crecimiento de 22% por arriba de la inflación al mismo mes.

Comentarios