Slim se perfila para controlar la empresa española FCC

jueves, 4 de febrero de 2016 · 13:36
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Tras el anuncio de la ampliación de capital de la española Fomento de Construcciones y Contratas (FCC), en diciembre pasado, el empresario mexicano Carlos Slim se prepara para controlar la empresa, en la que participa a través de Carso. Así lo destacó la agencia Reuters en un despacho informativo, donde precisó que Slim ya controla el 27% de la compañía a través del grupo Carso, y según apuntan fuentes conocedoras de la operación, la forma más probable de controlar la compañía sería mediante una OPA (Oferta Pública de Adquisición) sobrevenida si supera el porcentaje de 30%. La situación podría suceder una vez que se produzca la ampliación anunciada en diciembre y en la que Slim se comprometió a acudir, al igual que Esther Koplowitz, segunda accionista del grupo y representante del grupo creado por su padre. Esto, según la nota, debería conllevar un cambio en el pacto de accionistas que suscribieron Slim y Koplowitz. Cuando el inversor mexicano entró en el accionariado de FCC, en noviembre de 2014, ambos se comprometieron a no superar un porcentaje de 29.99%. La participación de Slim en la constructora es de 27.429%, pero podría aumentar cuando se produzca la ampliación de capital de 709 millones que está a la espera de la aprobación de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Tanto Slim como Koplowitz han asegurado que asistirán a esa ampliación. Superar el 30% de la participación en la empresa obligaría, por la legislación actual, a que Slim lanzara una OPA sobre FCC, aunque existe la opción de que el magnate mexicano redujera su participación en la compañía pidiéndolo al regulador y en un plazo de tres meses. Sin embargo, Reuters señala que los últimos movimientos del empresario apuntan a una estrategia para controlar la constructora. Respecto del pacto con Koplowitz, la fuente conocedora de la operación ha asegurado que las relaciones entre ambos accionistas son buenas, por lo que el pacto para facilitar la posible operación sería viable. Actualmente el pacto realizado entre los dos máximos accionistas de FCC no permite que ninguno de los dos supere el 29.99%, el umbral a partir del cual tendría que lanzar una OPA sobre la compañía.