Pide IP al gobierno de Peña austeridad y transparencia en el gasto público

martes, 5 de julio de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).— Para la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) el gobierno federal se está quedando corto en acciones para contrarrestar el complicado entorno económico en el que se encuentra el país. Al dar a conocer su mensaje semanal, el organismo presidido por Gustavo de Hoyos Walther aseguró que “la estabilidad macroeconómica debe ser preservada. Es una condición del desarrollo. Pero el Estado tiene que hacer más, mucho más, que las empresas y las personas para lograrlo”. Con un aire de inconformidad, el organismo patronal advirtió que serían malas señales del gobierno federal si las medidas económicas tales como el incremento de los costos de las gasolinas y la energía eléctrica por la reducción de subsidios, no van acompañadas de mayor austeridad y transparencia en el ejercicio del gasto público. Y lanzó: “La política económica no debe seguir recargándose solamente en la sociedad”. Para fortalecer las finanzas públicas, precisó, la mejor estrategia sigue siendo reducir la informalidad y aumentar la productividad y la competitividad, base fundamental para el crecimiento y el desarrollo económico. El panorama económico del país es sombrío, según la Coparmex, quien adelantó que la segunda mitad del año parece venir muy complicada a causa de factores externos, especialmente como resultado de la incertidumbre generada por la decisión de que Gran Bretaña abandone la Unión Europea. “Hoy las acciones en cualquier bloque económico generan enormes implicaciones para todas las regiones, incluyendo desde luego para México. Tenemos que ver con prudencia los efectos en los mercados internacionales, comenzando con nuestra propia disciplina en gastos, inversiones y posibles adquisiciones de deudas”, explicó. Ante este panorama, tanto la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) como el Banco de México (Banxico) tomaron decisiones que los empresarios consideraron “acertadas por su enfoque proactivo”. Según el organismo de la iniciativa privada, el ajuste adicional al gasto público por 31 mil 715 millones de pesos que anunció la Secretaría de Hacienda, junto con el aviso de la Junta de Gobierno del Banco de México para aumentar en 50 puntos base el objetivo para la Tasa de Interés Interbancaria a un día a un nivel a 4.25%, son medidas que “esperamos permitan la normalización en las expectativas inflacionarias y de crecimiento económico”. Sin embargo, el sector patronal se quejó que en el mercado interno, es necesario impulsar un mayor crecimiento de la economía y que este se acompañe con un equilibrio en el gasto público. En otras palabras, que el gobierno de Enrique Peña Nieto también tiene que hacer un esfuerzo para recortar el gasto público no prioritario.

Comentarios