El peso acumula su tercera semana consecutiva en caída libre; se oferta en 21.05 por dólar

viernes, 15 de junio de 2018
CIUDAD DE MEXICO (apro).- El peso acumuló su tercera semana consecutiva en caída libre ante el dólar, en un contexto de incertidumbre global y aversión al riesgo en el mercado cambiario. El billete verde se ofertó en 21.05 pesos este viernes en sucursales bancarias, mientras que al mayoreo se cotizó en 20.66 unidades, de acuerdo con datos del Banco de México (Banxico). Ha sido un año difícil para la moneda mexicana. De hecho, de las últimas nueve semanas, en ocho ha registrado pérdidas ante un dólar que se fortalece ante el cumplimiento de las promesas del presidente estadunidense Donald Trump, entre ellas la imposición de aranceles al acero y aluminio de otras partes del mundo, como China, la Unión Europea y de México. De hecho, hubo una menor demanda por divisas de economías emergentes, como el peso argentino que retrocedió 11.53%, el real brasileño que perdió 0.55% y el rand sudafricano que se depreció 2.73%. “La depreciación del peso está relacionada principalmente con un incremento de las apuestas especulativas netas en contra de la moneda nacional en el Mercado de Futuros de Chicago (CME, por sus siglas en inglés), las cuales siguieron inclinándose a la espera de una mayor depreciación del peso”, señaló el análisis del Banco Base. De hecho, durante la semana comprendida entre el miércoles 6 y el martes 12 de junio, las posiciones especulativas netas en contra del peso se ubicaron en 27 mil 700 contratos, su mayor nivel desde la primera semana de marzo de 2017. En la semana que termina, los riesgos al alza para el tipo de cambio se incrementaron al cierre de la semana, luego de que la administración Trump anunció la aplicación de un impuesto de 25% a la importación de bienes provenientes de China por un monto de 50 mil millones de dólares. Por otra parte, la demanda por dólares incrementó durante la semana luego de que la Reserva Federal (Fed) decidió subir su tasa de interés en 25 puntos base a un rango entre 1.75 y 2.0%, además de revisar al alza sus proyecciones de inflación y crecimiento económico para Estados Unidos. No sólo eso, la Fed confirmó una postura de política monetaria más restrictiva al indicar que podría incrementar la tasa de interés en cuatro ocasiones durante el año, en lugar de los tres incrementos estimados en su reunión de marzo. El Banco Base adelantó que la siguiente semana los participantes del mercado centrarán su atención en noticias relacionadas con la escalada en las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos. Eso sí, advirtió que “un deterioro en el escenario de comercio global podría elevar la demanda por activos libres de riesgo y divisas refugio, llevando a las divisas de economías emergentes, como el peso mexicano, a observar mayores pérdidas”. En México, el banco central dará a conocer la decisión de política monetaria programada para el jueves 21, en las que el Banco Base anticipa que incremente la tasa de interés en 25 puntos base a 7.75%.

Comentarios