Kimberly-Clark, de Claudio X. González Laporte, advierte que no invertirá en el corto plazo

lunes, 21 de octubre de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La compañía de Claudio X. González Laporte, Kimberly-Clark advirtió que por la desaceleración de la economía y ante las decisiones que está tomando el gobierno de Andrés Manuel López Obrador no realizará nuevas inversiones en el corto plazo. En su conferencia con inversionistas y analistas, con motivo de los resultados de la empresa al tercer trimestre del año, el director general, Pablo González Guajardo, señaló: “La economía se ha desacelerado significativamente y el consumo interno sólo está creciendo un poco, y desafortunadamente continuamos viendo anuncios de nuevas políticas por parte del gobierno que podrían no ser lo que nos gustaría para comenzar a invertir en el corto plazo”. Además, el directivo informó que alistan proyectos para la reducción de costos, que se materializarán el próximo año, y recalcó que en el último lustro los proyectos han significado una caída de 5% en los costos de la compañía. Kimberly-Clark fabrica y comercializa productos de consumo personal como pañales, toallas femeninas, papel higiénico, servilletas, pañuelos, toallas de papel, toallitas húmedas y jabones. Claudio X. Gonzalez Laporte y su hijo Claudio X. González Guajardo son de los principales opositores al presidente Andrés Manuel López Obrador y, a su vez, el mandatario los ha acusado reiteradamente de boicotear sus principales iniciativas de gobierno. La compañía, que cotiza en la Bolsa Mexicana de Valores, también advirtió que es importante que las empresas minoristas sean cuidadosas con sus inventarios, pues los volúmenes de consumo no están registrando crecimientos, y destacó la posición de China. Aunque descartó que los precios se vean presionados en lo que resta de 2019, sostuvo que los especialistas estiman que los precios podrían aumentar el próximo año. De acuerdo con su reporte trimestral, los números de la compañía no fueron malos, ya que registró ventas del orden de los 10.4 mil millones de pesos, lo que significó un crecimiento de 5%. Asimismo, tuvo un mejor comparativo de precios, un entorno de costos más favorable y mejora continua en el programa de ahorros en costos. En el periodo referido Kimberly-Clark obtuvo mayores márgenes bruto, operativo, neto y de EBITDA en comparación con el año anterior.

Comentarios