El peso cae por temor a segunda ola de covid-19; dólar se vende en 24.67 pesos

martes, 12 de mayo de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).—El peso cerró la jornada de este martes perdiendo terreno frente al dólar ante la alerta en los mercados financieros por una segunda ola de contagios del covid-19. En ventanillas bancarias, el billete verde se oferta en 24.67 pesos, mientras que en operaciones al mayoreo se cotiza en 24.18 unidades, es decir, 1.05% más caro que el lunes, de acuerdo con datos del Banco de México (Banxico). El peso se vio impactado luego de que, en Wuhan, la ciudad china donde inició la pandemia del covid-19, se registrara nuevamente un caso después de haber alcanzado un mes sin contagios y que algunos países como Reino Unido anunciaran el gradual levantamiento de restricciones a la actividad. De acuerdo con el análisis del Banco Base, la estabilidad del dólar al comienzo de la semana también se debe a la menor especulación de que la Reserva Federal (Fed) adoptará tasas de interés negativas, luego de que ayer dos oficiales de la Fed señalaron que recortar tasas a terreno negativo no es algo que estén planeando, pues se trata de una herramienta débil.
Nota relacionada:
El FMI estima que baja en la economía mundial será más grave de lo previsto Por otro lado, acotó, de acuerdo con medios, ayer por la noche la administración de Donald Trump solicitó a la Junta Federal de Inversiones de Ahorro para el Retiro, que se encarga de administrar fondos para la jubilación de empleados federales, evitar hacer inversiones en fondos que incluyen participaciones en compañías chinas. “Lo anterior indica que probablemente regresará la retórica en contra de China por su responsabilidad en la pandemia del coronavirus, como sucedió al comienzo de la semana previa. Por ahora los mercados permanecen en calma y no se han visto afectados por esta noticia”, señaló.  
Contracción de la actividad industrial
Por su parte, en México, se publicó el indicador de actividad industrial de marzo, que mostró una contracción mensual de 0.45% y una caída anual de 4.91%, la mayor desde octubre de 2009. Al interior, la construcción se contrajo a una tasa anual de 6.96%, mientras que la manufactura observó un descenso anual de 6.44%, el mayor desde agosto de 2009. “Es importante mencionar que este indicador aún no muestra el impacto del coronavirus sobre la economía mexicana, que en abril ocasionó una caída severa de la producción automotriz y que se espera refleje una caída mayor en las actividades secundarias”, acotó el análisis.