Se recuperan 1.5 millones de empleos pero se acelera la informalidad: Inegi

jueves, 3 de septiembre de 2020
CIUDAD DE MÉXICO (apro).—Si bien en julio 1.5 millones de mexicanos se sumaron al mercado laboral para sumar 49.8 millones tras el confinamiento, la informalidad absorbió a 1.7 millones de personas, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Al dar a conocer los resultados de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), el Inegi reveló que la población ocupada informal, que comprende a los empleados que son laboralmente vulnerables por la naturaleza de la unidad económica para la que trabajan, como aquellos cuyo vínculo o dependencia laboral no es reconocido por su fuente de trabajo, en julio de 2020 fue de 27.3 millones, es decir, 1.7 millones más que en junio. Dicho comportamiento se debió principalmente al crecimiento de los ocupados en el sector informal que pasó de 11.9 millones en junio a 13.8 millones en julio de 2020. El sector informal considera a todas las personas que trabajan para unidades económicas no agropecuarias operadas sin registros contables y que funcionan a partir de los recursos del hogar o de la persona que encabeza la actividad sin que se constituya como empresa, de modo que la actividad en cuestión no tiene una situación identificable e independiente de ese hogar o de la persona que la dirige y que por lo mismo tiende a concretarse en una muy pequeña escala de operación.
Aumenta desocupación urbana
Por otra parte, la tasa de desocupación no tuvo mayor variación, pese a la apertura parcial de la economía durante julio, cuando registró una tasa del 5.4% de la Población Económicamente Activa (PEA), apenas inferior al 5.5% de junio. En términos absolutos, la población desocupada fue de 2.8 millones de personas, igual que en el mes previo. Sin embargo, en las 32 ciudades o zonas urbanas donde el mercado laboral está más organizado y más demandado, la tasa de desocupación se disparó a una tasa de 6.7% en julio pasado. Mientras que la población subocupada, es decir, las personas ocupadas que tienen la necesidad y disponibilidad de ofertar más tiempo de trabajo de lo que su ocupación actual les demanda, pasó de 9.7 millones en junio a 9.2 millones en julio de 2020, lo que conlleva a una disminución de 0.5 millones de mexicanos. En su comparación con el mes previo, la tasa de subocupación fue menor en 1.6 puntos porcentuales en julio de 2020, al pasar de 20.1% a 18.4%. La población subocupada según el sector de actividad económica entre junio y julio de 2020 presentó los siguientes cambios: en el sector secundario aumentó 0.9 puntos porcentuales, en el sector terciario disminuyó 0.7 puntos porcentuales y en el primario se registró un descenso de 0.3 puntos porcentuales.
Disminuyen trabajadores en gobierno
En lo que respecta a la población ocupada, el sector económico terciario sigue concentrando en julio de 2020 la mayor parte de la población ocupada, con una participación del 63.1%, manteniéndose sin cambio respecto a junio del año en curso. Este sector incluye al comercio, restaurantes y servicios de alojamiento, transportes, comunicaciones, servicios profesionales, financieros, servicios sociales, servicios diversos, gobierno y organismos internacionales. En la ocupación por ámbito y tamaño de la unidad económica destaca el aumento en la participación de los ocupados que laboran en micronegocios de 44.2% en junio a 48.9% en el mes de referencia. Por otro lado, en el mismo periodo hubo una disminución de 3.5 puntos porcentuales en los ocupados que laboran en el gobierno y otras actividades al pasar de 14.4% a 10.9%, de acuerdo con el instituto. Asimismo, se redujo 2.3 puntos porcentuales en los ocupados que laboran en medianos establecimientos en el periodo de junio y julio de 2020 al situarse en 11.5% desde el 13.8%, reportó Inegi.