Inegi

En tres meses, se sumaron 3.9 millones de mexicanos al empleo informal: Inegi

Por otra parte, la población subocupada en el país fue de 7.2 millones de personas, que significa 1.4 millones menos que en el trimestre y representó al 12.9% de las personas ocupadas.
lunes, 22 de noviembre de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).-Si bien durante el tercer trimestre creció el número de personas ocupadas y disminuyó el desempleo; las condiciones del mercado laboral mexicano continuaron deteriorándose: la informalidad se disparó y las personas que ganan menos.

En el periodo julio-septiembre de este año, todas las modalidades de empleo informal sumaron 31.4 millones de personas, es decir, éste se incrementó en 3.9 millones de personas respecto al del mismo lapso de 2020 y representó 56.3% de la población ocupada, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), elaborada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi),

El empleo informal, o medición ampliada de informalidad, añade a la definición de empleo en el sector informal las siguientes categorías:

El trabajo no protegido en la actividad agropecuaria, el servicio doméstico remunerado no protegido de los hogares, así como los trabajadores subordinados que, aunque trabajan para unidades económicas formales, lo hacen bajo modalidades en las que se elude el registro ante la seguridad social.

De manera detallada, 16 millones conformaron específicamente la ocupación en el sector informal,  es decir, a todas aquellas actividades económicas de mercado que operan a partir de los recursos de los hogares, pero sin constituirse como empresas con una situación independiente de esos hogares. Esos 16 millones significaron un crecimiento de 2.4 millones de personas y constituyeron el 28.7% de la población ocupada.

Los 7.2 millones restantes, corresponden al ámbito de las empresas, gobierno e instituciones; 6.1 millones al agropecuario y otros 2.1 millones al servicio doméstico remunerado.

Por otra parte, la población subocupada en el país fue de 7.2 millones de personas, que significa 1.4 millones menos que en el trimestre y representó al 12.9% de las personas ocupadas, tasa inferior a la de 16.9% del tercer trimestre de un año antes.

De acuerdo con el Inegi, la subocupación es entendida como la necesidad de trabajar más tiempo, lo que se traduce en la búsqueda de una ocupación complementaria o de un nuevo trabajo con mayor horario.

Por otra parte, la población desocupada en el país se situó en 2.5 millones de personas y la tasa de desocupación correspondiente (TD) fue de 4.2% de la Población Económicamente Activa (PEA), porcentaje inferior al 5.2% de igual trimestre de 2020.

Sin embargo, al estar condicionada a la búsqueda de empleo, la tasa de desocupación es más alta en las localidades grandes, en donde está más organizado el mercado de trabajo; es así que en las zonas más urbanizadas con 100 mil y más habitantes la tasa llegó a 5.2%.

De acuerdo con el Inegi, un total de 55.8 millones de personas se encontraban ocupadas, lo que implicó un incremento de cinco millones de personas frente a las de igual trimestre de 2020, concentrándose esta alza en el comercio con 1.3 millones más de ocupados, en restaurantes y servicios de alojamiento con 938 mil, en servicios profesionales, financieros y corporativos 663 mil, servicios diversos 618 mil y en la industria manufacturera con 490 mil personas más.

La mala noticia son los salarios:

De los 37.9 millones de trabajadores subordinados y remunerados, la mayoría, es decir, 16.1 millones gana de uno a dos salarios mínimos; 8 millones solo un salario mínimo;  5.5 millones gana de tres a cinco salarios; 2.5 millones obtiene de tres a cinco salarios mínimos; y solo 858 mil gana arriba de los cinco salarios.

Un total de 21.2 millones de estos trabajadores, que constituyen el 55.9% del total, tienen acceso a instituciones de salud como prestación por su trabajo; esta cifra fue superior en 845 mil personas a la observada en el tercer trimestre del año pasado.

A su vez, disponen de un contrato por escrito 21 millones (cantidad que aumentó en 1 millón de personas frente a la de igual trimestre de 2020) y 16.2 millones no cuentan con el mismo.

Comentarios