Inegi

Ventas minoristas cayeron 0.6% en mayo y en tiendas departamentales 7.5%: Inegi

“Para el resto del año la incertidumbre sigue siendo elevada, pero esperamos que la fortaleza en indicadores clave para el consumo como las remesas o la tasa de desempleo ayuden a que las ventas minoristas rebasen su nivel prepandemia durante la última parte del año”, señala el análisis del Inegi.
lunes, 23 de agosto de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).—Las ventas minoristas tropezaron en junio pasado al registrar una caída del 0.6%, respecto a mayo, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

De acuerdo con el análisis del Grupo Financiero Monex, el resultado del mes es sensible a bajas en algunos de los elementos de mayor peso:

Es el caso de las ventas en las tiendas departamentales, las cuales tuvieron un desplome del 7.5%, lo que representa su tercer retroceso consecutivo y el segundo peor de 2021. La caída estuvo acompañada por bajas en las ventas de las tiendas de autoservicio, en -1.0% y de los abarrotes y alimentos en -0.2%, por lo que los rubros más representativos del consumo tuvieron un desempeño endeble durante el mes.

Desde una perspectiva más amplia, seis de los 22 subcomponentes ya han rebasado los niveles precrisis, incluyendo a las ventas en tiendas de autoservicio, los combustibles y los artículos para cuidado de la salud.

Por otro lado, los rezagos más amplios los mantienen la ropa y los otros productos textiles, los artículos de papelería, los de perfumería y los equipos de cómputo y diversos aparatos de comunicación.

“Todos estos elementos se encuentran más de 15% por debajo de los niveles máximos que presentaron en 2019, lo que podría sugerir un giro en las preferencias de consumo hacia bienes de primera necesidad”, acotó

El análisis concluyó que la publicación de las estadísticas de las ventas al por menor fortalece la perspectiva de que fue la reapertura generalizada de los servicios, sobre todo de los vinculados al turismo y al esparcimiento, lo que posibilitó el crecimiento dinámico de la economía en el segundo trimestre.

“Para el resto del año la incertidumbre sigue siendo elevada, pero esperamos que la fortaleza en indicadores clave para el consumo como las remesas o la tasa de desempleo ayuden a que las ventas minoristas rebasen su nivel prepandemia durante la última parte del año”, agregó.

Comentarios