Cepal

México, a la zaga de Latinoamérica en recuperación económica: Cepal

Según el Balance Preliminar de las Economías de América Latina y el Caribe 2021 de la Cepal, que presentó este miércoles la secretaria ejecutiva del organismo, Alicia Bárcena, el PIB mexicano creció el año pasado 5.7%, una tasa que no le alcanza para recuperar la caída de 8.2% de 2020.
miércoles, 12 de enero de 2022

COLOMBIA (apro).- Mientras que la mayoría de países latinoamericanos se recuperaron en 2021 de las caídas del Producto Interno Bruto (PIB) que experimentaron en 2020 por la pandemia del covid-19, México y otras tres naciones de la región sólo recobrarán los niveles previos a la crisis sanitaria este año o en 2023, indicaron hoy datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

Según el Balance Preliminar de las Economías de América Latina y el Caribe 2021 de la Cepal, que presentó este miércoles en la Ciudad de México la secretaria ejecutiva del organismo, Alicia Bárcena, el PIB mexicano creció el año pasado 5.7%, una tasa que no le alcanza para recuperar la caída de 8.2% de 2020.

De acuerdo con las proyecciones de la Cepal, la economía mexicana crecerá 2.9% en 2022.

Bárcena dijo que México podría recobrar en 2023 el PIB que tenía en 2019, año previo a la crisis económica derivada la pandemia del covid-19.   

En esta misma situación, están Uruguay, Bolivia y Panamá, que volverán entre 2022 y 2023 a los niveles del PIB que tenían antes de la pandemia. 

Bárcena dijo que, en cambio, 11 naciones latinoamericanas, entre ellas Chile, Perú, Colombia, Brasil y Argentina, lograron recuperar en 2021 el PIB que tenían en 2019 y destacó el caso de la economía panameña, que a pesar de caer 17.9% en 2020 el año pasado creció 12.4% --la mayor tasa en la región— y en 2022 logrará una expansión de 7.3%.

La secretaria ejecutiva de la Cepal señaló que, en promedio, las economías de América Latina y el Caribe crecieron 6.2% el año anterior, pero en 2022 se registrará una desaceleración importante y sólo crecerán 2.1%.

“América Latina y el Caribe crecerá en 2022 solo la tercera parte de lo que creció en 2021 y es una desaceleración mayor a la del resto del mundo”, dijo Bárcena, y señaló que esto se debe a la “incertidumbre económica” que prevalece en el mundo por las presiones inflacionarias, la escasez de insumos manufactureros y la cuarta ola de la pandemia del covid-19.

La titular de la Cepal, de nacionalidad mexicana, sostuvo que las economías avanzadas serían las únicas que retomarían en 2022 la trayectoria de crecimiento prevista antes de la pandemia en 2022, mientras que las emergentes la retomarían hasta 2025.

“Tenemos un panorama de menos crecimiento, menos comercio global, una desaceleración en Estados Unidos y China (principales socios económicos de la región) y un contexto financiero con mayores incertidumbres y más restrictivo”, afirmó durante la presentación del informe.

Dijo que, además, la región tiene un menor espacio fiscal y enfrenta presiones inflacionarias, volatilidad cambiaria, baja inversión y productividad, lenta recuperación del empleo y persistencia de los efectos sociales provocados por la crisis derivada de la pandemia, que provocó que la pobreza aumentara en Latinoamérica en 22 millones de personas.   

Al referirse a México, Bárcena destacó como un factor “muy importante” que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador haya iniciado un programa de transferencias sociales desde antes de la pandemia y que este se mantendrá.

Sobre la salida de capitales en México, que ascendió a 12 mil 703 millones de dólares en 2021, comentó que esta no se debe a factores internos sino a la recuperación de la economía de Estados Unidos y al fortalecimiento del dólar, lo que lleva a los inversionistas a buscar mercados con esa moneda.

“México no ha perdido la confianza de los inversionistas”, aseguró, y dijo que es uno de los países de la región más atractivos para la inversión externa.

Comentarios