Somalia: indignación y demandas contra "la caída del halcón negro"

viernes, 12 de abril de 2002
En diversos cines de México se exhibe la película norteamericana Black Hawk down, ( La caída del halcón negro) dirigida por el británico Ridley Scott y nominada al Oscar por la mejor película, y ganadora de la estatuilla a la mejor edición y al mejor sonido En el clásico estilo holliwoodense, la cinta de 140 minutos está llena de explosiones, disparos, impresionantes efectos especiales, maravillosa fotografía, todo a un ritmo vertiginoso El guión está basado en la serie de artículos de Mark Bowden, para el periódico Philadelphia Inquirer, después publicados como libro bajo el mismo nombre, y versa sobre la intervención "humanitaria" norteamericana en Somalia en 1993 y del fallido arresto de un caudillo somalí que debió tomar media hora y se transformó en una batalla de 14 horas en la que los norteamericanos salieron muy raspados La película fue estrenada simultáneamente en varios países africanos y México, pero en los primeros, provocó la indignación y furia del público Jeff Koinange de la BBC de Londres y Donald Mc Henrys del New York Times, hicieron las crónicas desde Somalia sobre el enojo del público por la parcialidad de La caída del halcón negro, que da exclusivamente la versión norteamericana, omitiendo hechos históricos La cinta presenta a los soldados yanquis como héroes llenos de virtudes, protectores de civiles, guiados por los más altos valores, víctimas de negros salvajes malagradecidos Scott ha sido el creador de películas como Aliens, Blade Runner, Hannibal, Gladiador y parece no poder desprenderse de la ciencia ficción La comunidad somalíe de Minesotta tiene más de 25 mil miembros que reaccionó inmediatamente Saeed Falla director de la Confederación de Comunidades Somalíes en Minnesota va de conferencia en conferencia pidiendo que se diga la verdad Los somalíes-estadunidenses invitan a un boicot de la película Más aún: la Sociedad de Abogados Somalíes ya entabló un juicio contra Ridley Scott El hijo de Aididi, aquel que quisieron arrestar, por exclusiva iniciativa del general Howe, también ha demandado al director por difamación La otra historia En 1992 el gobierno norteamericano planeó una campaña pacificadora llamada "Restaurar la Esperanza" que empezó con un desembarco de tropas norteamericanas, europeas y africanas bajo el cobijo de las Naciones Unidas para supuestamente frenar la guerra civil que, junto con la hambruna, estaba acabando con el pequeño país El 12 de diciembre de 1992 desembarcaron 28 mil soldados norteamericanos que llevarían ayuda humanitaria y comida, pero no lo hicieron No llevaron víveres, sólo armamento Uno de los Señores de la Guerra, Mohammed Farra Aididi, llamó a la resistencia y a expulsar a los invasores Hombres mujeres y niños se enfrentaron a los grupo de élite, delta y rangers, norteamericanos El almirante norteamericano Howe, a título personal, le declaró la guerra a Farra Aididi, y en su intento por arrestarlo los soldados estadunidenses destruyeron lo que encontraron a su paso: incendiaron casas, golpearon, torturaron y dispararon granadas de mortero contra hospitales De hecho, borraron del mapa barrios enteros de la ciudad capital, Mogadishu, a punta de misiles Incluso dispararon sus ametralladoras para disolver una manifestación pacifista de civiles desarmados En un intento por capturar a Farra Aididi, tan sólo en un día, los invasores mataron a más de mil somalíes Una turba enfurecida sorprendió a 18 marines norteamericanos que fueron muertos en el momento y sus cadáveres arrastrados por las calles de la capital Al ver las dantescas escenas en los noticieros, la opinión pública norteamericana reaccionó de tal forma, que el entonces presidente William Clinton tocó inmediatamente la retirada El saldo de diez meses de ocupación, según datos de la ONU y de Africa Rights Watch, fue de más de 100 mil somalíes muertos, dos tercios de ellos mujeres y niños En la película, se habla de mil muertos de la tarde y noche en que trataron de arrestar a Aididi, a los otros 9 mil muertos ni se les menciona, mucho menos las barbaridades de los soldados estadunidenses Eso fue lo que indignó y enfureció a los somalíes de todas las tribus y clanes que tiene el rencor hacia Estados Unidos como común denominador Aquél desembarco "humanitario" terminó en una humillación para el ejército más poderoso del mundo Ridley Scott se cuidó de no mostrar las escenas de la turba arrastrando los cadáveres de los rangers y a los somalíes los presenta como "aliens" La película fue filmada en Marruecos porque en Somalia los actores estadunidenses no se atrevieron a a poner un pie Pentágono films Por su parte el American Forces Press Service de Estados Unidos, en un artículo firmado por Linda D Kozryn, afirma que lo que la película muestra es la pura verdad A partir de los ataques suicidas del 11 de septiembre, diversos oficiales del gobierno de George Bush se reunieron el 17 de octubre del 2001 con representantes de la industria fílmica, para revisar los contenidos de las películas que estaban produciendo y se les exhortó a apoyar "la lucha contra el terrorismo" La caída del halcón negro fue hecha mano a mano con miembros del Pentágono como asesores y semanas antes de hacerse la edición final, fue presentada en la Casa Blanca para que tuviera "el visto bueno" de los halcones de a de veras A la premier en Washington asistieron el vicepresidente Dick Cheney, el representante de las fuerzas armadas en el Congreso, Paul Wolfowitz, el Secretario de la Defensa norteamericana, Donald Rumsfeld y hasta Oliver North Este último fue el testaferro de Ronald Reagan en la venta secreta de armas a Irán, cuyas ganancias sirvieron para financiar a la Contra nicaragüense, a escondidas del Congreso En el promocional de la película, se muestra que los actores tuvieron un entrenamiento con los verdaderos Rangers, en Fort Bennig, (especialistas en contrainsurgencia) para que así "entraran de lleno en el personaje y en el ambiente de los soldados" También convivieron con los sobrevivientes de la batalla de Mogadishu La película hace del fracaso militar más sonado de la presidencia de Clinton, una oda al heroísmo norteamericano La indignación de quienes conocen la verdadera historia se sumó a la de los grupos pacifistas y defensores de los derechos humanos norteamericanos que han criticado el belicismo y racismo de la cinta "Con los 90 millones de dólares que se gastaron en el film, se pudo hacer mucho por los ciudadanos", afirmaron Los señores de la guerra En noviembre del año 2001, en su lucha contra "el eje del mal", el presidente Bush dijo que Somalia podría ser un objetivo militar ya que había indicios de que daba refugio a terroristas La venganza es dulce, dice el dicho y la lucha contra el terrorismo sería el pretexto ideal para que Estados Unidos se saque la espina de 1992-93 Somalia fue colonia italiana hasta 1960 Siempre ha sido musulmana, muy tolerante, pero las luchas tribales han sido su desgracia Los líderes de los clanes beligerantes son conocidos como Los Señores de la Guerra, caudillos torturadores y asesinos Uno de los jefes tribales más poderosos Mohamed Sieb Barre, llegó a tomar mucha fuerza en los años 70 y coqueteó con la entonces Unión Soviética Barre se presentaba, como uno de los representantes del Socialismo Científico A pesar de su discurso Sieb Barre dio garantías a las compañías petroleras Conoco, Amoco, Chevron y Philips que pagaron concesiones multimillonarias para obtener petróleo; de hecho la oficina de Conoco en Mogadishu también era sede de la embajada norteamericana y cuartel militar Además, Somalia era una base estratégica en el Mar Arábigo El gobierno de Sieb Barre cayó derrocado y el país ya no fue seguro para las petroleras norteamericanas En 1989 empezó una lucha entre tribus en la que se enfrentaron los clanes y desde entonces desapareció el Estado, por lo menos como se le concibe en Occidente Somalia fue dividida en un mosaico de regiones gobernadas por tribus y caudillos guerreros que han sumido al país en la guerra y la devastación Nadie piensa en partidos políticos, parlamentos, elecciones El punto de referencia de la gente es el clan, el Rer, como se dice en somalí La verdadera meta norteamericana en su desembarco humanitario, era destruir las fuerzas del señor de la guerra Aididi y formar un gobierno proestadunidense En esta guerra civil también participan los paramilitares armados de las dos compañías bananeras más grandes del país, la Somalita y la Chiquita Éstas se enfrentan con movimientos bursátiles en el mercado a futuros de Nueva York y a plomazos en Somalia Debido a la conflagración, la producción de plátanos cayó y para cumplir los compromisos comerciales con Europa, se compran plátanos centroamericanos, se les pone etiqueta de Somalia y así son introducidos en Italia sin pagar aranceles, amparados por un acuerdo de apoyo al desarrollo de la excolonia Somalia es muy árida y sólo en la cercanía de los dos principales ríos hay plantaciones; son tierras con clima ecuatorial donde crece todo; las plantaciones están en manos de extranjeros, italianos en su mayoría, algunos árabes y los jefes de las tribus que puedan asegurar el control Con excepción de la población de Mogadischu, la capital, los somalíes son nómadas Los pobladores regularmente tienen que ahuyentar a las manadas de elefantes de los abrevaderos Con flechas envenenadas matan al macho más grande y así el grupo se dispersa Los naturales pastorean su ganado de cebúes y camellos Los problemas de género son tan graves que más vale nacer camello que mujer, pues a los primeros se les tiene más respeto y consideraciones 12 años después del "desembarco humanitario", la prensa estadunidense acusa a las milicias dirigidas por Aididi, de haber sido las responsables de la muerte de los marines y, con más rencor que pruebas, las vincula con los islamistas radicales y con Bin Laden, con quien supuestamente Aididi trabajó en Sudán Sin embargo la razón de mayor peso para atacar Somalia es otra: quien controle el Cuerno de Africa dominará las rutas marítimas entre Europa, Asia Central y el Océano Indico Este es el camino más delicado del mundo porque por ahí no sólo pasan los buques petroleros, sino todos los cargueros con mercancía y los barcos de guerra A partir de la fallida misión de paz hubo un tráfico ilegal de marfil, de pieles de leopardo y de rinocerontes En los casos de tortura, a los paracaidistas italianos se les demostró su culpabilidad Por lo pronto, el gobierno del presidente Bush desde noviembre empezó a estrangular al país decretándole un boicot económico, congelando las cuentas del único banco de Somalia, bloqueando sus líneas telefónicas y de Internet Regiones enteras viven del dinero que mandan sus braceros; ahora no hay manera de recibir esas remesas y para colmo de males les cayó una sequía infame que acabó con las pocas cosechas La película La caída del halcón negro también se exhibió en Somalia; la gente abarrotó los cines Cada vez que un estadunidense caía herido o muerto, el respetable se ponía de pie y aplaudía con todas sus fuerzas

Comentarios