Elecciones mexicanas, una mirada desde Washington

sábado, 5 de julio de 2003
Washington -- "El realineamiento político que se registrará dentro de los partidos es tan importante y decisivo como el resultado de las elecciones de medio término" que se celebraron en México este domingo 6 El análisis pertenece a Armand Peschard-Sverdrup, director del Proyecto México del Center for Strategic and International Studies (CSIS),uno de los más prestigiosos y consultados "think tanks" de la capital norteamericana El análisis ?difundido en Washington en vísperas de los comicios mexicanos de medio término-- parte de una premisa: Estas elecciones serán "las primeras en las cuales el PRI no está ejerciendo la presidencia" del país Así, por ejemplo, realiza una metáfora futbolera: "será interesante ver si el PAN lleva a cabo algún ajuste de medio tiempo" Por ahora, señala el reporte, "parece que ellos (los panistas) han acordado al menos una modificación al nombrar a un exmiembro del gabinete de (el presidente Vicente) Fox, Francisco Barrio, para líder de la bancada del PAN en la cámara de diputados" "A causa de la relación de amistad entre Fox y Barrio --agrega--, este ajuste tiene por objetivo mejorar la coordinación legislativa entre el PAN y Los Pinos" en la cámara de diputados donde --prosigue el informe-- también "será interesante ver" qué tan "efectivo" es Barrio y si el PRI "sentirá que tiene un asunto Pemexgate para arreglar con el ex zaranticorrupción" o si la oposición aprovechará la oportunidad para hacerle sentir su peso a "este posible candidato presidencial al acercarse las elecciones del 2006" El "jefe Diego" Pero para el CSIS, "un cambio de entretiempo todavía más esperado se refiere al posible cambio de liderazgo en la bancada del PAN en el Senado tras las elecciones" del domingo 6, a pesar de que los comicios no renuevan al Senado Explica: "Durante los tres primeros años del mandato presidencial de Fox, el líder del PAN en el Senado, Diego Fernández de Cevallos, chocó repetidamente con Fox, y algunos dicen que incluso ejerció más resistencia a la agenda legislativa del presidente que la propia oposición" El centro de estudios recuerda que "en el verano del 2002 varios senadores del PAN orquestaron de manera secreta una revuelta contra ?el jefe Diego?, que finalmente fracasó" Ahora, en cambio, "se dice que existe un consenso en el PAN para cambiar el liderazgo" del partido en el Senado El reporte hace en este sentido una interesante comparación con la suerte corrida por el exjefe de la bancada republicana en el Senado estadounidense, Trent Lott, quien cayó en desgracia al destaparse comentarios racistas en su pasado reciente "¿Será Diego Fernández de Cevallos el Trent Lott del Senado mexicano?", se pregunta Peschard-Sverdrup Pero advierte: "remover al tenaz Jefe Diego no será fácil" Cevallos "es un operador político maestro, que fue capaz de hacer fracasar cualquier intento exitoso de hacerlo caer de su puesto de líder partidario en el Senado" De todas maneras, puntualiza sugestivamente el analista, "lo mismo se dijo alguna vez de Lott" Si finalmente se consumara la caída del líder parlamentario, "la pregunta que surge entonces es quién lo reemplazará", señala el informe "¿Será el senador Carlos Medina Placencia, un amigo cercano de Fox y Barrio, alguien que puede además garantizar una mejor coordinación con Los Pinos?", se pregunta "¿O será alguien designado por el Jefe Diego como parte de una salida negociada, alguien que presumiblemente seguirá siendo una espina en el costado del presidente Fox?", completa El PRI, la pugna Al pasar revista a las perspectivas post-electorales en el PRI, el reporte del CSIS afirma que hay "dos sagas intrapartidarias que vale la pena seguir" de cerca Una de ellas es "la disputa por el liderazgo del partido en la cámara de diputados" que, recuerda el informe, incluye el desarrollo de la historia de promesas de apoyo mutuo entre Roberto Madrazo y Elba Esther Gordillo La otra involucra conocer "la habilidad de Madrazo para remendar las relaciones con los cada vez más poderosos gobernadores de su propio partido" Se trata de gobernadores que, dice el informe, "están disgustados por haber sido dejados afuera del proceso de elecciones de candidatos al Congreso y que también tienen sus propias aspiraciones presidenciales" La actitud futura de los gobernadores, afirma, "puede también tener un considerable efecto en la unidad del partido" El informe completa: "Será interesante" observar si el proceso de selección de candidatos del partido y el resultado de las elecciones "sirve para consolidar el liderazgo de Madrazo y la posición del partido como un todo o, en cambio, abrirá todavía más la brecha entre las distintas facciones" partidistas Y se pregunta si Gordillo podrá finalmente lograr su objetivo de llegar al liderazgo de la bancada de diputados priistas o si los legisladores terminarán votando por Manlio Fabio Beltrones "Estas son sólo algunas de las variables que darán indicios sobre los realineamientos al interior del PRI", señala el reporte López Obrador, el popular En cuanto al PRD, el informe afirma que el partido reconoce que debe apurarse a celebrar su convención ?a fines de este año o principios del próximo-- si quiere llevar adelante algunos cambios y convertirse en "un activo, y no un impedimento" a favor de un candidato presidencial "viable" En cuanto estos presumibles cambios tengan lugar, el PRD podrá estar "mejor posicionado en la carrera hacia el 2006" El informe destaca obviamente al "realmente muy popular" jefe del ejecutivo de la ciudad de México, Manuel López Obrador, y ?a diferencia de sus diagnósticos sobre el PAN y el PRI-- pone el acento en la revisión de la propia agenda política del partido tras las elecciones En la próxima convención partidista, afirma, "el PRD no sólo afrontará la cuestión de su liderazgo sino también, más significativamente, llevará a cabo una revisión de su plataforma en relación a los temas de la globalización, las inversiones extranjeras, el papel del Estado y las relaciones con Estados Unidos" Según Peschard-Sverdrup, "la voluntad partidista de revisar estos asuntos señala que sus miembros se dieron cuenta de que transformar el partido --de uno que estuvo estrictamente en la oposición a uno que puede ser elegido para hacerse cargo del gobierno-- requiere ciertos ajustes" El reporte dice además que, "más allá del hecho de que López Obrador sea o no elegido como el candidato del PRD" para el 2006, esta formación política "reconoce que si no se consolida como partido --una proeza mayor, ya que está hecho de seis facciones-- corre el riesgo de ser sobrepasado por una estructura paralela, tal como Vicente Fox hizo con la organización Amigos de Fox" En sus conclusiones, el reporte afirma que "el realineamiento político que se registrará al interior de cada partido es tan importante y decisivo como las propias elecciones de medio término, si no más", y señala que la carrera hacia el 2006 "claramente se convirtió en un factor" decisivo en la campaña para los comicios del domingo Los aspirantes a candidatos, dice Peschard-Sverdrup, "comenzarán a arrojar sus sombreros al aire tan pronto como al día siguiente de las elecciones, tal cual como Vicente Fox hizo en 1997", y la carrera hacia las presidenciales "se hará más intensa a partir de ese punto" Sin embargo, advierte, "queda por verse qué tan constructivo es para la gobernabilidad mexicana" que los juegos políticos en vista a las presidenciales del 2006 "tengan tanto peso tres años y medio antes de que esas elecciones se lleve efectivamente a cabo" De todas maneras, el analista concluye con una mirada positiva, la misma que reina entre los funcionarios estadounidenses a la hora de comentar los hechos en el país vecino "Cualquiera sea el resultado" de las elecciones del domingo, afirma, "está claro que la cultura política mexicana sigue evolucionando, y que este desarrollo sólo puede ser beneficioso para la ciudadanía"

Comentarios