México, denunciado en la OMC

sábado, 13 de septiembre de 2003 · 01:00
Ciudad de Guatemala -- Anfitrión de la Quinta Cumbre Ministerial de la Organización Mundial de Comercio en Cancún, el gobierno mexicano enfrenta ante esa organización denuncias de gobiernos centroamericanos que le acusan de cerrar sus fronteras, con barreras proteccionistas, a la exportación de diversos productos La semana pasada ?mientras se celebraba la Cumbre de la OMC en Cancún--, delegados del gobierno mexicano se afanaron en ultimar una negociación con Guatemala, y presionaron a su gobierno para que retirara una denuncia presentada este año ante la OMC por la aplicación en las aduanas mexicanas de "precios de referencia" a productos centroamericanos hasta 400% superiores a los reales La semana previa a la cumbre, emisarios mexicanos concluyeron una negociación similar con el gobierno salvadoreño, que amenazaba con seguir los pasos de Guatemala e iniciar un proceso en la OMC La medida, aplicada discrecionalmente por el gobierno mexicano, obligó a exportadores de calzado plástico de Guatemala, Honduras y El Salvador a depositar --durante los últimos dos años-- fianzas exorbitantes para ingresar su mercancía en México, lo que desplomó las exportaciones de este producto Otros afectados fueron los productores de brochas, quienes durante el primer año de vigencia del Tratado de Libre Comercio de México con el llamado Triángulo del Norte (Honduras, El Salvador y Guatemala) aumentaron sus exportaciones a México Desde agosto de 2002 se les aplican "precios de referencia" La medida del gobierno mexicano --en teoría, un instrumento para frenar importaciones subvaluadas-- empezó a generar una creciente ola de inconformidad entre empresarios centroamericanos El 16 de junio, el vicepresidente de la Asociación de Productores Hondureños, Oscar Galeano, acusó al gobierno mexicano de estar empleando los "precios estimados" como trabas para los productores hondureños y de violar el Tratado de Libre Comercio suscrito con los países del Triángulo del Norte En los primeros meses de 2003, la Cámara de Industria de Guatemala se sumó a la condena y empresarios del calzado empezaron a presionar a su gobierno para que tomara acciones contra la medida La denuncia El 4 de mayo, la ministra de Economía de Guatemala, Patricia Ramírez, anunció que su gobierno presentaría una denuncia contra México ante la OMC por la aplicación en las aduanas mexicanas de precios de referencia a 316 productos, muy superiores al valor real de la mercancía, lo que obligaba a los exportadores a depositar elevadas fianzas El 22 de julio, la misión permanente de Guatemala ante la OMC encabezada por Patricia Montt, embajadora en Ginebra, presentó la denuncia y solicitó celebrar consultas con el gobierno mexicano sobre la legislación de aduanas de México --que establece la aplicación del mecanismo de "precios estimados" -- y sobre la resolución de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público que establecía el mecanismo para garantizar el pago de contribuciones en mercancías sujetas a "precios estimados" En el documento, Guatemala sostiene que las medidas aplicadas por la Secretaría de Hacienda "son incompatibles con las obligaciones de México bajo los acuerdos de la OMC, debido a que establecen precios estimados a más de 300 productos importados, requiriendo el otorgamiento de un depósito o fianza para garantizar la observancia de éste mecanismo, sin que los procesos de comprobación o determinación del valor en aduana de las mercancías importadas, ni los mecanismos de garantía especificados en la legislación mexicana, permitan eliminar esa práctica" El gobierno guatemalteco planteó ante la OMC que "las medidas mexicanas que establecen, regulan, administran y aplican el mecanismo de precios estimados son incompatibles con las obligaciones contraídas por México en el acuerdo sobre la OMC y constituyen obstáculo y restricciones a los productos guatemaltecos" El asunto amenazaba con crecer Países como Estados Unidos, China, Brasil, Tailandia, El Salvador y Honduras, también afectados por la medida, se acercaron al gobierno guatemalteco Buscaban sumarse al proceso, pero la gestión se había planteado como una consulta cerrada que solo permite participar a los países objeto de la disputa El gobierno guatemalteco les planteó participar hasta que el caso entrara a un panel de solución de controversias Meses antes, en marzo de 2003, el gobierno de Nicaragua denunció ante la OMC la aplicación de barreras fitosanitarias a las exportaciones de frijol negro nicaragüense y "el trato más favorable que las autoridades mexicanas competentes, al administrar los procedimientos mencionados --las Normas Oficiales 006-FITO-951 y 028-FITO-952--, conceden a productos similares originarios de países distintos a Nicaragua" Según la denuncia, las autoridades mexicanas contravienen disposiciones del GATT y se negaron a facilitar a los importadores mexicanos el documento con las prescripciones fitosanitarias que es necesario cumplir para importar frijoles negros procedentes de Nicaragua Las misiones permanentes de Estados Unidos y Canadá ante la OMC solicitaron sumarse a las consultas En enero de 2003, otro sector de exportadores guatemaltecos pasó un amargo trago, cuando la Unidad de Prácticas Comerciales Internacionales de la Secretaría de Economía de México, dio la razón a la compañía de acero Hojalata y Lámina en una denuncia por dumping presentada en mayo de 2001 contra la empresa de acero guatemalteca TUBAC y aplicó aranceles superiores al 25% a las exportaciones de tubería proveniente de Guatemala Aunque se criticó como una medida unilateral y proteccionista del gobierno mexicano, las empresas afectadas decidieron finalmente no recurrir a la OMC El 14 de agosto, en la sede de la OMC en Ginebra, Suiza, delegaciones de México y Guatemala sostuvieron una primera reunión en la que, según declaró Alexander Cutz, administrador del TLC de Guatemala con México, quedó claro que autoridades mexicanas violaban disposiciones del GATT y el TLC Uno de los funcionarios guatemaltecos que asistió a esa reunión dijo a la corresponsal que fue un "acalorado día de discusiones", al término del cual el gobierno mexicano ofreció una reunión posterior en Guatemala para tratar de resolver el problema fuera del ámbito de la OMC y en el marco de los mecanismos del Tratado de Libre Comercio Cambio de actitud El 10 de septiembre, mientras delegados de 146 países se congregaban en Cancún en la cumbre de la OMC, una delegación de funcionarios mexicanos de la Secretaría de Hacienda, encabezada por Armando Lara, director de Negociaciones Comerciales, se reunió con una misión guatemalteca dirigida por Cutz El cambio fue sorprendente, dijo un funcionario guatemalteco, "mostraron un tono de conversación amigable" Al término de la negociación, los representantes mexicanos ofrecieron que, en un plazo de 90 días, los productos afectados con la imposición de precios de referencia podrán ingresar sin cubrir ese requisito al país y ofreció, según el administrador del tratado Alexander Cutz, "encontrar mecanismos para la solución de controversias que puedan encontrarse en el futuro" Aunque los mexicanos presionaron para que Guatemala retirara su acusación ante la OMC, esta se mantendrá hasta que las autoridades mexicanas cumplan su compromiso Una semana antes, funcionarios mexicanos llegaron a un acuerdo con las autoridades salvadoreñas comprometiéndose a eliminar el arancel y los precios de referencia aplicados a las exportaciones de calzado plástico, a cambio de que ese país permita entrar el mismo producto de origen mexicano sin arancel Asesora de los industriales y del gobierno guatemalteco en la demanda contra México, Marisa Mont dijo a Apro que los empresarios guatemaltecos están ahora satisfechos "porque se abrió un diálogo que costó mucho conseguir Desde hace 2 años y medio manteníamos negociaciones con las secretarías de Economía y de Hacienda El asunto se abordó incluso a nivel de la Cancillería y en encuentros del presidente Alfonso Portillo con el presidente Vicente Fox, y no logramos nada" Mont estimó que el papel de México como anfitrión de la Cumbre en Cancún fue un elemento que generó presión para finalmente ofrecer una salida a la disputa Algunos otros casos, como una disputa por el registro de productos farmacéuticos o la aplicación de impuestos a las exportaciones de levadura de cerveza, se están llevando a mecanismos de solución de diferencias en la OMC o se están abordando de manera bilateral con el gobierno mexicano, detalló Montt, "pero México no muestra indicios de cumplir Eso nos está provocando muchos problemas Quisiéramos que ambas partes cumplieran con lo establecido en el Tratado de Libre Comercio, porque exportadores nacionales están diciendo que no pueden exportar a México con éste tratado"

Comentarios