Bolivia: constituyentes, obligados a pactar

martes, 11 de julio de 2006
La Paz, 10 de julio (apro) -- La frase "Escribamos juntos un nuevo acuerdo para Bolivia", utilizada por la Corte Nacional Electoral como el eje de su campaña informativa sobre la Asamblea Constituyente, fue profética: los resultados de la elección del domingo 2 de julio permitieron al Movimiento al Socialismo (MAS), el partido del presidente Evo Morales, obtener una mayoría de más de la mitad de los asambleístas, pero no los dos tercios necesarios para la aprobación de una nueva Constitución, por lo que, según los analistas, estará obligado a gestar consensos y buscar aliados, aunque desde una posición ventajosa La Corte Nacional Electoral, de acuerdo con su calendario oficial, concluirá el cómputo nacional el 27 de julio, pero los datos de las dos principales redes de medios de comunicación coinciden en otorgar al MAS 134 de los 255 constituyentes, y al principal partido opositor, Poder Democrático y Social (PODEMOS), 64 representantes Unidad Nacional (UN) cuenta con 10 asambleístas, mientras los 47 restantes se distribuyen entre otros partidos y agrupaciones ciudadanas "Hubiera sido peligroso para la democracia que el MAS obtenga una mayoría mucho más amplia en estas elecciones hasta llegar a un control hegemónico de la Asamblea Constituyente Pero, por otra parte, el resto de los partidos y organizaciones que están representados en la Asamblea Constituyente no tienen la posibilidad numérica de bloquear la coalición mayoritaria que puede armar el MAS Esto me hace prever un cierto optimismo en sentido de que el trabajo de la Asamblea va a ser relativamente expedito, lo que no significa que sea un camino fácil", dijo a Apro el analista Carlos Cordero "Como (el MAS) no tiene los dos tercios como para lograr la hegemonía en la Asamblea Constituyente se ve obligado a generar un conjunto de acuerdos y concertaciones con los partidos de la oposición Y esta realidad es positiva en la medida en que democracia significa pluralismo, negociación, sobre todo en un momento como el que vive el país, con tanta expresión de heterogeneidad y de diversas propuestas en el tapete", complementa desde su óptica otra analista, María Teresa Zegada Sin embargo, los principales partidos presentaron durante sus campañas propuestas divergentes El MAS busca "liquidar la economía neoliberal, devolver al Estado el papel de rector de la economía e introducir sistemas comunitarios para la toma de decisiones" PODEMOS plantea "una economía de mercado abierta a las inversiones y un Estado políticamente descentralizado" Y UN ofrece "ni estatismo, ni neoliberalismo, lo mejor del Estado y lo mejor del mercado" Ante tales propuestas encontradas ¿son posibles los consensos? De acuerdo con un estudio de la empresa Opinión y Mercado Bolivia, y con analistas consultados por Apro, el presidente Morales tiene las condiciones para imponer las líneas maestras de su visión sobre el Estado y la economía de Bolivia Cuenta para ello con el respaldo de las urnas: fue electo con el 537 por ciento de los votos en los comicios del pasado 18 de diciembre de 2005, respaldado por el 457 por ciento de los votos a favor de su partido en las elecciones constituyentes del domingo 2 de julio y con un 80 por ciento de aprobación de su gestión al mes de mayo de 2006 La Asamblea Constituyente se instalará en la ciudad de Sucre, capital de Bolivia, el próximo 6 de agosto, fecha en la que se recuerda la fundación del país Sus sesiones no podrán extenderse más allá de un año Tendrá como misión aprobar el texto de una nueva Constitución Política del Estado con dos tercios de votos para que posteriormente se convoque a un Referéndum constituyente en el que los votantes decidirán si aceptan o rechazan la nueva Carta Magna Si triunfara el rechazo, continuará en vigencia la actual Constitución La autonomía, el otro reto Los 3 millones 723 mil 368 ciudadanos convocados a las elecciones del domingo 2 de julio emitieron un doble voto, ya que además de elegir a los 255 constituyentes, votaron también en 21 mil 409 mesas de sufragio para marcar "SÍ" o "NO" en la papeleta electoral de un Referéndum destinado a decidir la aplicación de Autonomías Departamentales El resultado determinó la victoria del NO por un 562 por ciento frente a un 438 por ciento por el SÍ El NO se impuso en cinco departamentos de la región occidental del país (La Paz, sede de gobierno; Oruro, Potosí, Cochabamba y Chuquisaca) mientras el SÍ ganó en la zona oriental (Santa Cruz, motor de la economía boliviana; Tarija, principal exportador de gas natural; Beni y Pando) A los electores se les preguntó: "¿Está usted de acuerdo en el marco de la unidad nacional, en dar a la Asamblea Constituyente el mandato vinculante para establecer un régimen de autonomía departamental, aplicable inmediatamente después de la promulgación de la nueva Constitución Política del Estado, en los departamentos donde este referéndum tenga mayoría, de manera que sus autoridades sean elegidas directamente por los ciudadanos y reciban del Estado Nacional competencias ejecutivas, atribuciones normativas administrativas y los recursos económicos - financieros que les asigne la nueva Constitución Política del Estado y las leyes?") La respuesta determinaba que, según el resultado, la Asamblea Constituyente defina el curso del régimen autonómico en la nueva Constitución Sin embargo, el resultado del Referéndum provocó dos interpretaciones: mientras el presidente Morales, que asumió como una victoria propia la mayoría obtenida por la opción del NO --a la que apoyó públicamente--, expresó que la Asamblea Constituyente estaba únicamente obligada a analizar el tema autonómico, los departamentos donde ganó el SÍ consideran que la Asamblea Constituyente debe ratificar, sin discusión alguna, la autonomía en esas regiones El diputado del MAS, Antonio Peredo, considerado como líder de los sectores de "línea dura" de su partido, dijo que "la victoria del NO determina que debe descartarse la posibilidad de que se trate el tema (de las Autonomías) en la Asamblea Constituyente", criterio cuestionado por Germán Antelo, presidente de la principal organización regional del departamento de Santa Cruz, el Comité Cívico, para quien "los departamentos donde ganó el SÍ deben acceder a la autonomía" El vicepresidente de la República, Alvaro García Linera, tendió un puente de concertación entre esas visiones contrapuestas al afirmar: "Si bien ganó el NO, hay cuatro departamentos donde ganó el SÍ Estos resultados tienen que ser recogidos como voluntad ciudadana por los asambleístas para satisfacer a los que votaron por el NO y a los que votaron por el SÍ La temática de las autonomías, entonces, está abierta al debate de la Asamblea y los constituyentes deben saber interpretar las señales de los electores, el reto de los resultados" Curiosamente, a diferencia del presidente Morales, quien se manifestó abiertamente a favor del NO e hizo campaña por esta opción, el vicepresidente Linera no quiso revelar por qué alternativa votó "Por derecho democrático, el voto es secreto", se limitó a decir De cualquier forma, la interpretación del resultado ha quedado, por lo tanto, como el primer tema de debate de la Asamblea Constituyente ya que, según coinciden todos los actores políticos, la definición que se adopte sobre el régimen autonómico marcará la personalidad del nuevo Estado boliviano y del sistema económico que lo sustentará "El tema más importante, el eje ordenador del debate serán las autonomías porque a partir de su carácter se resuelven los otros tremas conflictivos: propiedad de la tierra, uso de los recursos naturales, modelo económico y gestión estatal La aplicación de un tipo de régimen autonómico implicará la refundación del Estado, el tránsito de un Estado republicano de corte centralista a un Estado republicano autonómico", afirmó Carlos Cordero, en un intento de interpretación de los hechos ¿Fin de historia? Con las elecciones para la Asamblea Constituyente y el Referéndum Autonómico del 2 de julio Bolivia cerró un ciclo electoral y abrió el preludio de un largo debate Junto con la frase "Escribamos juntos un nuevo acuerdo para Bolivia", ampliamente utilizada en su campaña informativa, la Corte Nacional Electoral difundió también una serie de spots en los que, en varios capítulos, se relataba la historia de seis personajes representativos de la sociedad y las regiones de Bolivia que, en un viaje en autobús, dramatizaban a través de hechos cotidianos (desacuerdos, alegrías, conflictos y esperanzas) la necesidad de llegar a acuerdos para, entre todos, elegir el mejor camino que los lleve a su destino y concertar pactos que les permitan una convivencia armónica El último capítulo de la serie concluyó con los seis personajes reunidos alegremente en su destino e incluso con dos de ellos sumergidos en una relación sentimental: era el simbolismo máximo de un final feliz que la Corte Nacional Electoral quiso transmitir a todos los electores que votaron el pasado domingo En la historia real de Bolivia, 255 constituyentes decidirán a partir del próximo 6 de agosto el tipo de final para el viaje en el que el país se ha embarcado para refundar el Estado y gestar una nueva Constitución Política

Comentarios