"Poco patriotas" y "alarmistas", dice Zapatero sobre sus críticos

jueves, 10 de enero de 2008
Madtid, 9 de enero (apro) - A dos meses de las elecciones generales del 9 de marzo, el presidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, hizo una redefinición de su discurso económico, al hablar de la "confianza" y "credibilidad" que ofrecen los indicadores logrados por su administración en este renglón, y pidió "prudencia, sensatez y unas gotas de patriotismo" para los líderes de la oposición, quienes se han expresado en términos "insólitos" de la situación económica, provocando "alarmismo" entre la ciudadanía "Crear alarmismo injustificado puede dañar las expectativas y es lo menos patriótico que conozco", dijo hoy Zapatero --en alusión a las críticas del Partido Popular-- durante su intervención en Nueva Economía Forum, una plataforma de debate en España con muy alta convocatoria en círculos políticos, económicos y periodísticos En el desayuno organizado hoy por esta organización, con un notable optimismo, Zapatero insistió en los términos "confianza" y "credibilidad" en el ejercicio de su gobierno en esta materia, que ha sido duramente criticada en días recientes, y aseguró que "pocas veces" la economía española ha alcanzado los avances que mantiene actualmente Los analistas consideran que el tema económico definirá buena parte del discurso de campaña, en la cual contiende Zapatero en busca de la reelección contra Mariano Rajoy del PP, contrincante al que venció en el 2004 A esto se suma que en días recientes fueron difundidos datos preocupantes como que la inflación alcanzó 4,3% hasta diciembre pasado, la más alta desde 1995, y que la tasa de "paro" (desempleo) tan sólo en diciembre fue de más de 35 mil, para llegar a una cifra que oscila en los 2,1 millones de desempleados, 106 mil más que en 2006 El presidente Zapatero adujo que estos datos negativos son coyunturales, como efecto del tema inmobiliario, pero argumentó que si se pondera con la inflación media de toda la legislatura, sería de 2,8%, la más baja desde el 99 Ante empresarios españoles, políticos y medios de comunicación, ofreció para la próxima legislatura un crecimiento "como mínimo" de 3% y la creación de 2 millones de nuevas fuentes de trabajo También dijo que su posición ha sido en favor de que se reduzca la carga fiscal y anunció que el plan electoral del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) ofrecerá una reforma al Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, para ir aliviando esa carga fiscal Aunque advirtió que no es proclive a que el tema de los grandes anuncios de rebajas fiscales sea utilizado con fines electorales ?como lo ha explotado el PP?, consideró que en este renglón hay que actuar con mayor prudencia También se refirió a la polémica surgida con la Iglesia Católica española, que ha sido particularmente crítica con él, en especial al evento del día 30 de diciembre, donde los cardenales españoles acusaron a su gobierno de atacar la institución de la familia, vulnerar los derechos humanos y la democracia, con las leyes sobre uniones de homosexuales y de divorcios express En tono socarrón, Zapatero dijo que estaban en "fechas de paz, cuando vienen los ataques en plenas fechas navideñas, si todos estábamos tan felices", y después reiteró que su gobierno no se callará ante las críticas de la Iglesia, aunque reconoció que los jerarcas católicos pueden disentir de esas leyes, "pero cada quien en su sitio, porque en la democracia no se puede legislar la fe, ese es el ADN de la democracia"

Comentarios