Difusión sobre pederastia, campaña difamatoria: Radio Vaticana

martes, 6 de abril de 2010

MÉXICO, D.F., 5 de abril (apro).- La amplia difusión de casos de abuso sexual cometidos por sacerdotes católicos forma parte de una “evidente campaña difamatoria” contra el Papa Benedicto XVI, afirmó hoy lunes la Radio Vaticana.
    De acuerdo con la estación oficial de la Santa Sede, esa campaña difamatoria contrasta con la “decidida acción contra la suciedad en la Iglesia” que ha emprendido el pontífice.
Es, dijo, una “campaña extraña y paradójica”, ya que no es congruente con los datos estadísticos.
    Medios de comunicación internacionales han publicado documentos, elaborados principalmente por abogados estadounidenses, en los que se pretende involucrar directamente al pontífice en procesos judiciales relacionados con sacerdotes pederastas.
    En respuesta, la Radio Vaticana difundió hoy un documento del gobierno de Estados Unidos, elaborado en 2008, en el que se señala que el 64% de los abusos sexuales contra menores de edad son cometidos al interior del núcleo familiar.
    El texto también señala que el 10% de estos abusos se cometen en las escuelas estadounidenses y solamente el .03% son cometidos por sacerdotes católicos. De ahí que esta campaña difamatoria –según la Radio Vaticana– resulte exagerada.
    Para reforzar sus argumentos, la estación citó al intelectual estadounidense George Weigel, quien sostiene que las acusaciones son alentadas por “abogados sin escrúpulos” que llevan casos de supuesta pederastia sacerdotal con el fin de beneficiarse de los “recursos económicos del Vaticano”.
    Pero también –según Weigel– la campaña proviene de algunos sectores católicos que persisten en “una revolución nunca realizada: fin del celibato, ordenación de las mujeres y disminución de la autoridad de los obispos”.
    Por su parte, monseñor Angelo Scola, patriarca de Venecia, indicó que las acusaciones “injustas y mentirosas” debe afrontarlas el Papa como parte de su ministerio, pues las mismas enseñanzas de Cristo señalan: “Felices ustedes cuando les insulten, persigan y, mintiendo, digan toda clase de males contra ustedes por causa mía”.

Comentarios