En veremos control de la fuga de petróleo: British Petroleum

viernes, 28 de mayo de 2010

MÉXICO, D.F., 28 de mayo (apro).- El director de la petrolera British Petroleum (BP), Tony Hayward, aclaró hoy que será hasta dentro de 48 horas cuando se sepa si tuvo éxito la operación para tapar con residuos la fuga de petróleo causante de la marea negra en el Golfo de México.

En declaraciones a la cadena televisiva ABC, dijo que “probablemente deberán pasar al menos 48 horas antes de que podamos tener certeza de que lo logramos".

Ayer, el comandante de la Guardia costera de Estados Unidos, Thad Allen, dijo a la estación de radio WWL que la complicada operación de sellado del pozo de British Petroleum –con lodo pesado– había sido un éxito.

Este viernes, Hayward aceptó que las maniobras realizadas a mil 500 metros de profundidad “van bastante bien, según lo previsto”, aunque aclaró que hay que esperar para conocer el resultado final de los trabajos de taponamiento.

Explicó que el gigante petrolero utiliza actualmente dos métodos para intentar frenar la fuga, el primero de los cuales consiste en bombear lodo sobre la filtración para tratar de parar el derrame. Este se complementa con un segundo método, la inyección de residuos. Finalmente, añadió, cuando se haya logrado detener el flujo, se sella la tubería rota con cemento.

No obstante, advirtió que es demasiado pronto para comprobar el éxito de cualquiera de los métodos.

En el mismo programa de noticias, el excomandante de la Guardia Costera estadounidense, Thad Allen, actual coordinador de la respuesta ante el derrame de petróleo, señaló que el primer método en principio parecía estar funcionando.

"Ellos han sido capaces de empujar hacia abajo los hidrocarburos con el barro. El verdadero reto ahora es bombear lo suficiente en el pozo para mantener la presión cuando se ponga un tapón de cemento en la parte superior", puntualizó.

De acuerdo con expertos contratados por el gobierno estadounidense, entre 12 mil y 19 mil barriles de crudo (dos y tres millones de litros) se filtran diariamente en el Golfo de México, luego del hundimiento de la plataforma Deepwater Horizon en alta mar, el pasado 20 de abril, causada por la explosión de las instalaciones, que provocó la muerte de 11 operarios de la firma.

La Unión Europea (UE) anunció este viernes que enviará a Estados Unidos tres equipos especiales para la recuperación de petróleo, con el fin de ayudar a remediar el vertido en el Golfo de México.

En conferencia de prensa, el portavoz de la Comisión Europea (CE), Michael Mann, señaló que los tres aparatos en cuestión fueron ofrecidos por España, Holanda y la Agencia Europea de Seguridad Marítima (AESM), que atendieron un pedido realizado anoche por las autoridades estadunidenses.

Se trata de una especie de brazos filtradores que pueden acoplarse directamente a un buque y emplearse en aguas profundas para recuperar el petróleo vertido.

Estados Unidos dispondrá de los equipos hasta por tres meses, y todo el costo asociado a su transporte y utilización deberá ser cubierto por una compañía contratada por el gobierno local.