Se compromete Cuba a liberar a 52 presos políticos

miércoles, 7 de julio de 2010

LA HABANA, Cuba, 7 de julio (apro).- El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación de España, Miguel Ángel Moratinos, concluyó hoy una “exitosa” gira por Cuba, con la promesa del gobierno de Raúl Castro de liberar gradualmente a 52 presos políticos detenidos hace siete años.
Antes de dejar La Habana, el canciller español ratificó que existe el aval del gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero para que todos los disidentes liberados viajen a vivir a la nación ibérica. Serán “bienvenidos”, dijo Moratinos, quien exhortó al opositor Guillermo Fariñas, en huelga de hambre desde hace más de cuatro meses, para que acepte ingerir alimentos y agua.
En una decisión calificada de “histórica” por diplomáticos acreditados en La Habana y entre opositores, el gobierno cubano decidió dejar en libertad este mismo miércoles a cinco presos de conciencia y, en un lapso de cuatro meses, liberará a 47 opositores más detenidos en el año 2003.
El Arzobispado de La Habana confirmó que el cardenal Jaime Ortega sostuvo una amplia reunión con el presidente cubano Raúl Castro Ruz, en la que también estuvieron los cancilleres de Cuba y España, Bruno Rodríguez Padilla y Miguel Ángel Moratinos, respectivamente.
Unas dos horas después del conclave entre Castro, Ortega, Moratinos y Rodríguez, la Iglesia católica de la capital cubana emitió un comunicado en el que da como un hecho la liberación de los 52 presos políticos.
El Arzobispado hizo énfasis en que en el encuentro “se conversó sobre el proceso de diálogo”, iniciado el pasado 19 de mayo, entre el presidente Raúl Castro y el cardenal Jaime Ortega, así como con el presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba, monseñor Dionisio García Ibáñez.
Recordó que hasta el mediodía del 7 de julio, el diálogo entre la Iglesia católica de Cuba y el gobierno comunista de la isla había logrado la liberación de un prisionero enfermo (Ariel Sigler) y el traslado de otros doce a sus provincias de residencia.
“En el ámbito de estos encuentros de hoy, y siguiendo la continuidad del proceso antes mencionado, el cardenal Ortega fue informado que en las próximas horas otros seis prisioneros serán trasladados a sus provincias de residencia.
“Cinco más serán puestos en libertad y podrán salir en breve para España, en compañía de sus familiares.
“Las autoridades cubanas informaron, además, que los 47 prisioneros que restan, de los que fueron detenidos en 2003, también serán puestos en libertad y podrán salir del país.
“Esta gestión será concluida en un periodo de tres a cuatro meses a partir de este momento”, puntualizó el Arzobispado de La Habana, a través de un comunicado firmado por el vocero Orlando Márquez Hidalgo.
Precisó que el diálogo que mantiene el cardenal Ortega con el mandatario cubano “ha tomado en consideración” las propuestas expresadas previamente al arzobispo de La Habana por los familiares de los presos.
La decisión se produce en el marco del proceso de diálogo abierto que inició en mayo entre el gobierno de Raúl Castro y la Iglesia católica, y que es apoyada por el gobierno de España.
Moratinos realiza su tercera visita a la isla desde 2007, cuando España y Cuba normalizaron las relaciones, afectadas por el gobierno del entonces presidente José María Aznar, y restablecieron un mecanismo de diálogo sobre derechos humanos.
En la última visita que realizó Moratinos a la isla, en octubre de 2009, el gobierno cubano liberó a un preso político; autorizó la salida del país a dos opositores al régimen comunista y dejó en libertad provisional a un empresario español acusado de cohecho.
Durante esa gira del canciller español, las autoridades cubanas excarcelaron a Nelson Alberto Aguiar Ramírez, quien estaba en prisión desde abril de 2003
Aguiar Ramírez, uno de los 54 miembros del grupo de los 75, es dirigente del Partido Liberal Ortodoxo. Su liberación ocurrió la mañana del martes 20 de octubre del año pasado.
En esa ocasión, los opositores Onelio Lázaro Angulo y Elsa Morejón fueron autorizados para viajar fuera del país. Angulo se encontraban en libertad por motivos de salud desde el 2005, pero no tenía autorización para viajar fuera del país.
Como un gesto a la visita de Moratinos, el gobierno cubano aceptó también dejar en libertad provisional al empresario español Pedro Hermosilla, acusado de cohecho.
En su tercera gira a Cuba, el jefe de la diplomacia española arribó a la capital cubana al mediodía del domingo 4 de julio. Se reunió, por separado, con el ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez, y con el arzobispo de La Habana, cardenal Jaime Ortega, quien está llevando directamente las negociaciones de los presos con las autoridades de la isla.
Representantes de organismos de derechos humanos, esposas de presos políticos y opositores al gobierno de la isla expresaron, hoy su sorpresa ante el anuncio del gobierno cubano de liberar a todos los presos políticos.
El portavoz de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), Elizardo Sánchez, calificó de “positiva” la decisión del gobierno de Raúl Castro.
Oswaldo Payá, del Movimiento Cristiano Liberación, y el opositor Óscar Espinosa agradecieron las gestiones del gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero y de la Iglesia católica, en especial al cardenal Jaime Ortega.
Berta Soler y Laura Pollán, de las “Damas de Blanco”, expresaron su “sorpresa”, pero dijeron que esperarán hasta que estén libres los 52 presos políticos para creer lo que les parece algo insólito.

Comentarios