Autorizan la extradición a Panamá del exdictador Manuel Noriega

miércoles, 23 de noviembre de 2011
MÉXICO, D.F., (apro).- La justicia francesa autorizó hoy la extradición a Panamá del exdictador Manuel Antonio Noriega, quien deberá cumplir en su país tres penas de cárcel, de 20 años cada una, por el asesinato de opositores en los años ochenta. Durante la audiencia, Noriega, quien fue derrocado por el gobierno de Estados Unidos y juzgado por sus vínculos con el cártel de Medellín, solicitó regresar a Panamá “sin odios ni rencores”, y la justicia francesa no puso ningún reparo para autorizar su extradición. "Mi propósito es regresar a Panamá y demostrar mi inocencia", pues se han llevado a cabo "juicios en ausencia a mi persona sin asistencia jurídica", declaró el militar y gobernante de facto panameño de 1983 a 1989. El país centroamericano pidió a Francia la extradición de Noriega, de 77 años de edad, para que cumpla tres penas de cárcel, de 20 años cada una, por el asesinato de tres opositores en los años ochenta. Un juez francés otorgó en septiembre pasado la libertad condicional al exdictador por haber cumplido más de la mitad de su condena francesa, teniendo en cuenta el año y medio que lleva detenido en Francia y los dos años y medio que permaneció detenido en Estados Unidos a la espera de su extradición a París. No obstante, permaneció en la cárcel a la espera de ser extraditado. En 1989, Estados Unidos invadió militarmente Panamá y arrestó a Noriega, quien en 1992 fue juzgado en ese país y condenado a una pena de 40 años de reclusión, bajo la acusación de estar relacionado con el cártel de Medellín. La pena se rebajó posteriormente a 30 años y luego a 20 por "buena conducta". A principios de 2008, Noriega permaneció en una cárcel de Miami a la espera de que se definiera su situación. Francia solicitó su extradición, ratificada en enero de 2008 por un juez estadunidense, y la justicia del país galo lo condenó en 2010 a siete años de cárcel por blanquear dinero del narcotráfico.  

Comentarios