Decreta Obama cuatro días de luto por masacre en Connecticut

viernes, 14 de diciembre de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, decretó hoy cuatro días de luto nacional en memoria de 27 víctimas de un tiroteo –entre ellas 20 niños–, que perdieron la vida esta mañana en la escuela primaria Sandy Hook Elementary School en Newtown, Connecticut. En la matanza de este viernes, la mayoría de las víctimas fueron niños de entre cinco y 10 años, hecho que ha causado gran consternación entre la sociedad estadunidense, donde cada vez se hace más necesario el debate para poner coto a las licencias de armas. El presidente Obama decretó que las banderas ondearan a media hasta en todos los edificios y lugares públicos, así como en las bases militares y navales, junto a embajadas, consulados y el resto de legaciones diplomáticas, hasta el atardecer del próximo martes 18. En una conferencia de prensa, el mandatario estadunidense dijo que nadie podrá llenar los vacíos que dejan esos pequeños que perdieron la vida en un tiroteo. "Nuestros corazones están rotos hoy por los niños, por los padres y por los niños que sobrevivieron al ataque. La mayoría de los que murieron hoy eran niños, pequeños y hermosos de entre cinco y 10 años de edad. Tenían toda la vida por delante", agregó. Asimismo, aseguró que, junto con su esposa Michelle, se reunirán con los familiares, y reiteró que apoyarán con todo lo posible a los padres que perdieron a sus hijos. Señaló que muchos padres en América harán lo que ellos al llegar a sus hogares: abrazar más estrechamente a nuestros hijos para decirles cuánto los amamos. "Como nación hemos sufrido ya mucho con tragedias de esta naturaleza. Tenemos que detenerlas". El autor de la masacre fue identificado por las autoridades como Adam Lanza. Aunque originalmente se identificó al atacante como Ryan Lanza, éste resultó ser un hermano del sujeto que presuntamente disparó contra los estudiantes y docentes, antes de morir en la escena, pero se desconoce si fue ultimado por la policía o si se suicidó. Una persona que se identificó como Ryan Lanza colocó un mensaje en una cuenta de Facebook donde dejaba en claro que él no era el autor del ataque. "No fui yo, estaba en el trabajo, no fui yo”, escribió. El nombre de Ryan Lanza había circulado en la mayoría de medios estadunidenses a partir de una filtración policial, pero al parecer el agente que proporcionó el nombre confundió a los hermanos. Hasta el momento han sido encontradas tres armas en la escena del crimen: una pistola Glock y otra Significativas Sauer, así como un rifle calibre .223, de acuerdo con fuentes policiales. Nancy Lanza, madre de Adam y Ryan –quien ingresó a la escuela a primera hora, vestido con ropa negra, una máscara y un chaleco antibalas– era maestra de la primaria Sandy Hook y también fue encontrada muerta. La oficina del inspector escolar de Newtown informó que tras la masacre de 27 personas (aunque algunas versiones apuntan 28) se ordenó el cierre de las instituciones educativas en la localidad. Los colegios en los poblados vecinos también fueron asegurados por precaución. De acuerdo con la policía estatal, autoridades de Connecticut reportaron el ataque aproximadamente a las 9.40 de la mañana, luego de lo cual un equipo de élite de la policía se unió a numerosos agentes que acudieron a la institución educativa. Fotografías del lugar mostraron a varios niños, algunos de los cuales lloraban aterrorizados, mientras algunos adultos los escoltaban hacia el estacionamiento, formados en fila y con una mano colocada en el hombro del compañero que iba adelante. Esta fue la quinta masacre del año, después de las de Ohio, Oakland, el cine de Denver y un templo sij en Milwakee, que en total dejaron un saldo de 28 muertos.

Comentarios